Gina Carbajal gina.carbajal@diariogestión.compe

Los conflictos sociales se están desplazando a nuevas regiones, como es el caso de Apurímac, según reporta el informe del Observatorio de Conflictos Mineros del Perú (OCM) realizado por CooperAcción.

Este departamento pasó a registrar 24 problemas sociales en mayo, cifra que es la más alta a diferencia de otras regiones.

El año pasado dicha región se ubicó en el segundo puesto dentro del mapa de conflictos, seguido por Áncash, ahora lidera el reporte de conflictos, según explicó el ex viceministro de Gestión Ambiental José De Echave.

"El desplazamiento surge por las inversiones que están dado en esta zona. Hay una cartera estimada de proyectos mineros por US$ 11,990 millones", mencionó.

Asimismo, De Echave sostiene que la macro región sur (Cusco, Apurímac, Puno, Arequipa, Moquegua y Tacna) concentran más del 35% de los conflictos sociales, mientras que en el 2013 llegaban cerca al 25%.

Tendencia Desde junio del 2012 hasta mayo del 2014 la cantidad de conflictos sociales se redujeron en 33 casos, así lo reporta el informe del OCM.

En ese sentido, De Echave explicó que la reducción podría responder a un tema coyuntural o ser parte de una tendencia decreciente que se mantendría en la segunda mitad del año.

"No es la primera vez que se produce una caída en el número de conflictos, por ejemplo entre julio de 2009 y junio de 2011 también hubo un descenso", afirmó.

Finalmente, el informe del OCM sostiene que ahora los conflictos mineros se intensificarán frente a las elecciones municipales y regionales.