Módulos Temas Día

China acusa a EE.UU. de reavivar tensiones en el Mar de China Meridional

China también acusó esta semana a Vietnam de chocar intencionalmente con sus naves en el mar, después de que este último país afirmó que los barcos chinos usaron cañones de agua y embistieron a ocho de sus embarcaciones cerca de una plataforma petrolera.

(Foto: Reuters)

(Reuters).- El ministro chino de Relaciones Exteriores acusó hoy a Estados Unidos de atizar las disputas en el Mar de China Meridional al alentar a los países a adoptar un comportamiento peligroso, en medio de un incremento de las tensiones entre China, Filipinas y Vietnam.

China acusó esta semana a Vietnam de chocar intencionalmente con sus naves en el mar, después de que este último país afirmó que los barcos chinos usaron cañones de agua y embistieron a ocho de sus embarcaciones durante el fin de semana cerca de una plataforma petrolera.

Estados Unidos calificó el comportamiento de China en la plataforma de "provocador y de poca ayuda" para la seguridad en la región, instando al comedimiento a todas las partes.

La portavoz del ministerio de Exteriores chino, Hua Chunying, repitió que las aguas en las que opera la plataforma, alrededor de las islas Paracelso, eran territorio chino y que ningún otro país tiene derecho a interferir.

"Hay que resaltar que la reciente serie de comentarios irresponsables y equivocados de Estados Unidos que desatiende los hechos sobre las aguas incumbentes ha alentado un comportamiento peligroso y provocador de ciertos países", dijo Hua en una conferencia de prensa.

"Instamos a que Estados Unidos actúe de acuerdo con mantener el marco de paz y seguridad regional y actúe y hable con cuidado sobre el asunto, dejando de hacer comentarios irresponsables y haciendo más para mantener la estabilidad y la paz regionales", dijo.

China reclama casi todo el Mar de China Meridional, rechazando las peticiones rivales de parte o de todas estas aguas ricas en gas y petróleo por parte de Vietnam, Filipinas, Taiwán, Malasia y Brunei.

El mes pasado, Filipinas y Estados Unidos firmaron un nuevo pacto de seguridad que permite a las bases estadounidenses un mayor acceso a las bases locales y construir instalaciones de almacenamiento como parte de un cambio en la política asiática por parte del presidente Obama.

Leer comentarios ( )

Ir a portada