(Reuters).- Bolivia dijo que no protegerá a personas acusadas de corrupción, días después de que Lossio, exasesor del Presidente de la República, Ollanta Humala, fuera investigado por sobornos y solicitara el asilo en el país andino.

Perú pidió a Bolivia que rechazara el pedido de refugio que hizo en diciembre Lossio, que es investigado por los delitos de asociación ilícita, lavado de activos y peculado, y tiene una orden de captura de la policía internacional.

El caso tuvo mucha repercusión en Perú y salpicó al presidente Humala, que era cercano a Belaúnde Lossio y recibió su asesoramiento para las elecciones del 2006.

"Bolivia no va a proteger a personas que huyen de procesos por delitos comunes y más aún de corrupción", señaló en una rueda de prensa el canciller boliviano, .

"En este momento él tiene la condición de solicitante de refugio. Nosotros, como establece la ley, tenemos un plazo máximo de 120 días para resolver esta solicitud", añadió.