El ex presidente criticó duramente a la Comisión de Educación del Congreso por aprobar el proyecto de la ley universitaria, del que dijo que viola la autonomía de las universidades consagrada en la Constitución.

"El proyecto aprobado hoy es muy grave porque crea una superintendencia que quedará en manos del Ministerio de Educación, que es un ente político que siempre obedece al Presidente de turno. Esto significa que quedará atrás la libertad de cada universidad, pues quedará sometida a la decisión de este organismo burocrático y político", declaró García Pérez a RPP.

La Comisión de Educación del Congreso aprobó hoy la totalidad del proyecto de la ley, dejándolo expedito para que el Pleno lo debata y lo vote.

Aunque lo más probable es que el proceso se cumpla en la próxima legislatura, ya que esta se clausurará el próximo 15, Alan García advirtió que "parece que hay el propósito de aprobar esto de inmediato, el jueves o viernes de esta semana".

Uno de los puntos que genera mayor controversia es la propuesta de creación de una superintendencia dependiente del Ministerio de Educación, que entre otras funciones podrá autorizar la fundación de universidades, fijar las carreras que están dictarán y señalar los requisitos para ser contratado como profesor.

"Como ex presidente creo necesario advertir que esto es muy grave", manifestó García Pérez respecto a las labores de esa superintendencia, y dirigiéndose a los estudiantes les pidió que no caigan en el juego de apoyar la formación de un organismo político, y exhortó a los medios de comunicación estar alertas "porque cuando se violenta la libertad de conciencia y la capacidad de creación, el siguiente paso son los medios de comunicación".