Módulos Temas Día

OPINIÓN

Editorial: Será un buen año, pero ...

Editorial de Gestión. "La mayor demanda global por materias primas y bienes manufacturados repercutirá en las exportaciones peruanas".

Exportaciones peruanas

Exportaciones peruanas (Foto: Andina)

Exportaciones peruanas (Foto: Andina)

Foto: Andina

RECUPERACIÓN. El PBI mundial creció 3.7% el 2017, la tasa más alta desde el 2011, y se proyecta una expansión igual para este año. La mejora económica se observó tanto en los países avanzados (2.2%) –liderados por España, Canadá y Estados Unidos– como en los que están en vías de desarrollo (4.8%). En este grupo destacaron economías emergentes como China e India, que nuevamente superaron el promedio global (6.8% y 7%, respectivamente), mientras que América Latina lo hizo en 1.4%, un desempeño comparativamente modesto, aunque el del Perú (2.7%) fue superior al promedio regional, algo que ocurre con frecuencia.

Las buenas perspectivas para el 2018 se basan en la continuación de la recuperación en la mayoría de países desarrollados, en especial de la eurozona, así como en otro año positivo para la economía china. Esto impulsará la demanda por materias primas y bienes manufacturados, lo cual repercutirá en las exportaciones peruanas, con lo que el sector externo será, una vez más, el factor determinante de crecimiento del PBI nacional. Es lo que ocurrió el año pasado, pues la demanda externa por minerales y harina de pescado apuntaló la desacelerada producción interna.

Pero también hay riesgos. A diez años de la crisis financiera internacional, los países desarrollados no han logrado aplicar medidas orientadas a prevenir que el estallido de una nueva burbuja se convierta en una debacle económica global. Y existen indicios de que algunos mercados están excesivamente optimistas –lo que usualmente es el paso previo a una crisis–, como por ejemplo el bursátil.

“En un contexto de menor liquidez global, existe la posibilidad de una corrección brusca en los mercados de activos, en particular en aquellos donde los precios vienen alcanzando niveles récord”, advierte al respecto un análisis de la economía internacional elaborado por el BCR. Asimismo, el retiro del estímulo monetario de parte de la Reserva Federal y otros bancos centrales de países avanzados podría ocasionar ajustes desordenados en el mercado financiero internacional.

El entusiasmo que ha provocado la reforma tributaria de Donald Trump entre los grandes empresarios y financistas en Estados Unidos, así como el anunciado impulso fiscal en infraestructura, podrían marcar otro buen año para la mayor economía del mundo. Se estima que su PBI crecerá 2.7% el 2018 (la misma tasa del 2017). Sin embargo, el déficit presupuestario que esa reforma generará en el mediano plazo podría comenzar a causar temor en quienes hoy están celebrando. El súbito paso de la excitación a la angustia ocurre muy a menudo.

Leer comentarios ( )