Módulos Temas Día

opinión

Editorial: Nuevo enfoque

Editorial de Gestión. "El crecimiento tiene una incidencia de 64% en la reducción de la pobreza y los programas sociales un 36%”.

Pobreza

Pobreza (Foto: USI)

Pobreza (Foto: USI)

USI

POBREZA Y PROGRAMAS SOCIALES. El crecimiento de la economía ha tenido una mayor incidencia sobre la reducción de la pobreza que los programas sociales (64% versus 36%). Este dato, calculado por el INEI, es citado por el MEF en el Marco Macroeconómico Multianual (MMM) actualizado para el periodo 2018-2021, publicado el fin de semana. De esta manera, las menores tasas de expansión (el enfriamiento) resultaron en el aumento de la pobreza monetaria el año pasado, que pasó de 20.7% a 21.7%.

El nuevo Gobierno parece haber entendido que la mejor manera de revertir esa situación es estimular la economía, tal como se desprende de las medidas que el MMM presenta. En cuanto a los programas sociales, el MEF plantea impulsar su cobertura y aunque no ahonda en detalles, subraya dos carencias que anteriormente no habían recibido mucha atención de las autoridades.

Se trata de la desnutrición crónica infantil y la anemia, que afectan al 12.9% de menores de 5 años y al 43.6% de menores de 3 años, respectivamente. El MEF puntualiza que “son indicadores intergeneracionales que reflejan la capacidad del país de explotar su potencial, en razón a que los niños desnutridos y anémicos de hoy no podrán desplegar su potencial en un futuro cercano”. No habrá que comenzar desde cero, pero sí será necesario realizar ajustes.

En el 2016, el Ministerio de Salud (Minsa) lanzó su Plan Nacional para la Reducción de la Anemia 2017-2021, que en ese entonces afectaba al 43.5% de menores de 3 años, lo que significa que no ha habido avances sino más bien un retroceso. El hecho de que sea solo el Minsa y no el Ministerio de Inclusión y Desarrollo Social (Midis) también, que supuestamente tiene más experiencia en la implementación del gasto social, es una pregunta sin respuesta.

Es que la política social no ha logrado establecer una adecuada asignación de funciones, lo que sumado a la falta de lineamientos y a la multiplicación de programas sociales –sin conocerse el impacto que tienen–, resulta en ineficiencias presupuestarias y administrativas. La titular del Midis, Liliana La Rosa, ha informado que habrá fusión de programas, que además trabajarán de manera articulada. También existirán listados de los beneficiarios.

No es la primera vez que se hace esta clase de anuncios, aunque el aumento de la pobreza quizás sirva para materializarlos. Además, tanto el presidente Vizcarra como el titular del MEF, David Tuesta, parecen más interesados que sus predecesores en generar un cambio positivo en materia de indicadores sociales.

Leer comentarios ( )

Ir a portada