Editorial: Cuidado con la protección

Editorial de Gestión. “Lograr una propuesta sostenible en el tiempo y que no ponga en peligro las cuentas fiscales”

notitle

REFORMAS. A inicios de año, el Ejecutivo creó una Comisión de Protección Social cuyo encargo es elaborar propuestas para mejorar la cobertura y calidad de los servicios de pensiones, salud y seguro de desempleo, cuyos resultados deberán presentarse en julio.

Aun cuando los tres temas están vinculados al tema laboral, la comisión está adscrita al MEF porque tiene que realizarse pensando en la sostenibilidad fiscal.

Actualmente, solo cuatro de cada 10 personas cuentan con una pensión de jubilación y si no se realiza ningún cambio dentro de diez años esta cifra subirá a 7 de cada 10. Se sabe que solo seis de cada diez personas en edad de trabajar están afiliadas a algún sistema de pensiones, es decir cerca de ocho millones de peruanos carecen de protección previsional, y de los afiliados solo la cuarta parte cotiza de manera regular.

En este contexto, se sabe que la comisión evalúa la forma de integrar —no necesariamente unificar— todos los sistemas de pensiones que existen hoy, y para ello está buscando ejemplos de otros países. Pero quizás lo más importante sea que mantengan como objetivo primordial el ampliar la cobertura, evitando repetir los errores que generaron que las propuestas planteadas hace unos años no se pudieran materializar. El incluir a los trabajadores independientes y tratar de que las cotizaciones se mantengan y crezcan en el tiempo debe ser parte de la propuesta.

Si bien lograr la ampliación de la cobertura podría dar pie a una mejora en la rentabilidad, este no debería ser el punto central de la propuesta, en el caso del sistema privado de pensiones, la cual tiene que conseguir que el tamaño del aporte se incremente, pues tratándose de cuentas individuales la pensión que finalmente logre el afiliado dependerá de cuánto dinero logre acumular a lo largo de su vida laboral. Para ello, una primera opción puede ser incrementar el aporte, ya sea en porcentaje o afectando a todos los ingresos del trabajador. Además, en otros países se incluye un aporte del Estado que en algunas ocasiones funciona como una pensión básica e incluso se cuenta con un aporte de los empleadores.

Lo más importante es lograr una propuesta sostenible en el tiempo y que no ponga en peligro las cuentas fiscales. Encontrar la fórmula que amplíe la cobertura y reduzca la carga que significan ahora para el Estado las figuras de Pensión 65 y su aporte a la ONP será parte de la piedra angular del trabajo de la comisión.

Leer comentarios ( )

Fotogalerías