Módulos Temas Día

Posible contracción económica de Brasil tras colapso industrial

La economía de Brasil ha sufrido una decepcionante recuperación desde que salió de la recesión hace dos años. Las tasas de interés en niveles mínimos récord no han proporcionado el impulso esperado al sector industrial.

Jair Bolsonaro

Jair Bolsonaro

Con el gobierno atado de manos a nivel fiscal, se necesita una oleada de inversiones del sector privado para acelerar el crecimiento.

Las probabilidades de que la mayor economía de América Latina, contraída en el primer trimestre, aumentaron después de que en marzo la producción industrial cayera más del doble de las expectativas de los analistas.

La producción cayó 1.3% en marzo, su peor lectura en seis meses. En los 12 meses hasta marzo, la producción industrial se contrajo por primera vez desde el 2017, informó el viernes el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística.

La economía de Brasil ha sufrido una decepcionante recuperación desde que salió de la recesión hace dos años. Las tasas de interés en niveles mínimos récord no han proporcionado el impulso esperado al sector industrial, que desde el 2017 no ha registrado meses consecutivos de crecimiento.

Con el gobierno atado de manos a nivel fiscal, se necesita una oleada de inversiones del sector privado para acelerar el crecimiento. No obstante, la confianza ha disminuido desde que el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, asumió el poder. Las exportaciones a Argentina también han bajado a medida que el país vecino se hunde en una recesión.

Los datos de la industria de marzo "definitivamente aumentan el riesgo" del producto interno bruto contraído en los primeros tres meses del año, dijo Alberto Ramos, economista jefe de Goldman Sachs para América Latina.

Edward Glossop, economista para América Latina de Capital Economics, agregó que los datos del primer trimestre "probablemente sean espantosos" y pareciera que la economía habría registrado una leve contracción.

La caída de la producción industrial en marzo fue liderada por una disminución del 2% en la producción de bienes de consumo, debido particularmente a una baja en los vehículos ya que actualmente Argentina importa menos autos.

El persistente desempleo de dos dígitos también ha mantenido baja la demanda interna, lo que dificulta la producción, según Flavio Serrano, economista jefe de Haitong en São Paulo.

Desde el mismo mes del año anterior, la producción general cayó un 6.1%, la mayor baja registrada desde la huelga de los camioneros de mayo pasado que paralizó la economía.

El efecto del desastre de la represa de Brumadinho en enero continúa afectando al sector minero, con un rendimiento de las industrias extractivas reducido un 14% interanual, según André Macedo, coordinador de la encuesta.

Tags Relacionados:

Brasil

Jair Bolsonaro

Leer comentarios ( )