Las comunidades en protesta de Fuerabamba y Huancuire vendieron terrenos a Las Bambas en el pasado por millones de dólares, pero alegan que la mina no ha cumplido con todos sus compromisos de la compañía cuando inició sus operaciones. (Foto: Reuters)
Las comunidades en protesta de Fuerabamba y Huancuire vendieron terrenos a Las Bambas en el pasado por millones de dólares, pero alegan que la mina no ha cumplido con todos sus compromisos de la compañía cuando inició sus operaciones. (Foto: Reuters)

Líderes de seis comunidades que protestan contra la mina de cobre Las Bambas se reunirán en las próximas horas con el presidente de Perú, Pedro Castillo, dijo uno de los dirigentes, en busca de superar el conflicto en el sector.

Edison Vargas, presidente de la comunidad de Fuerabamba, dijo por teléfono a Reuters que en la cita participará Romualdo Ochoa, líder de la comunidad de Huancuire que actualmente está ocupando parte de las instalaciones de Las Bambas, situación que provocó la suspensión de sus operaciones desde el 20 de abril.

Los residentes que viven cerca de Las Bambas, que produce el 2% del cobre a nivel global y es controlada por la china MMG Ltd , reclaman tierras que alguna vez les pertenecieron antes de que la mina comenzara a operar en el 2016.

Perú es el segundo mayor productor mundial del metal.

“Vamos dar a conocer nuestra problemática que tiene cada comunidad”, manifestó Vargas. La solución del conflicto “se buscará en el desarrollo del diálogo, pero tiene que ser de ambas partes”, refirió el dirigente de Fuerabamba.

El dirigente dijo que la reunión con el presidente Castillo está programado para las 12.00 hora local (1700 GMT). Alexander Raúl Anglas Quiroz, asesor de la comunidad Huancuire, confirmó a Reuters la presencia de Romualdo Ochoa en la cita.

La reunión del martes marcará la primera intervención directa de Castillo para encontrar una tregua que permita que la mina reinicie sus operaciones.

Las comunidades en protesta de Fuerabamba y Huancuire vendieron terrenos a Las Bambas en el pasado por millones de dólares, pero alegan que la mina no ha cumplido con todos sus compromisos de la compañía cuando inició sus operaciones.

La semana pasada, el primer ministro, Anibal Torres, no logró iniciar conversaciones con las comunidades para un acuerdo que permita el reinicio de las operaciones de la mina, el cuarto intento fallido de negociación del gobierno.

Las Bambas representa el 1% del Producto Bruto Interno de Perú y los ejecutivos de la empresa advirtieron que si no se encuentra una solución pronto, es posible que deban suspender o despedir a algunos trabajadores.

TAGS RELACIONADOS