Módulos Temas Día

Un proyecto internacional ayudará a enfrentar las sequías en Bolivia y Perú

En el 2016, el Perú se declaró en emergencia por déficit de agua para la agricultura en ocho regiones del país, con Puno entre las más afectadas.

Las sequías se ubican como segundo con 1,141 millones de personas afectadas. Luego las tormentas con 628 millones, los terremotos con 112 millones y las temperaturas extremas con 96 millones. (Foto: Bloomberg)

(Foto: Bloomberg)

Un proyecto de cooperación internacional se presentó este martes en La Paz para contribuir en Bolivia y Perú a combatir las sequías consecuencia del cambio climático, para mitigar sus efectos especialmente en el sector agropecuario.

Los servicios nacionales de Meteorología e Hidrología ( Senamhi ) de ambos países colaboran en esta iniciativa con financiación de la Unión Europea  y apoyo de cooperación internacional de España, Francia y Suiza, según datos de sus promotores.

"Información, gobernanza y acción para la reducción del riesgo de sequías en Perú y Bolivia en un contexto de cambio climático" es el programa previsto durante 30 meses con un presupuesto de algo más de US$ 1.6 millones.

Unos US$ 776,629 corresponden a las zonas de actuación en Bolivia y los restantes 903,735 en Perú.

El proyecto enmarcado en el programa europeo Euroclima+ Gestión del Riesgo busca reducir el riesgo de pérdidas agropecuarias por la sequía en los municipios bolivianos de Achacachi, Calacoto y Sica Sica y en Perú en distritos de las provincias de Huancané, El Collao y Puno, según datos del Gobierno boliviano y la Unión Europea.

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD), y Helvetas, una organización para el desarrollo con sede en Suiza, colaboran en la gestión.

El Centro de Estudios y Prevención de Desastres de Perú (Predes) participa igualmente.

Bolivia registró entre finales del 2016 e inicios del 2017 la considerada como la peor sequía en 25 años, que afectó en especial a zonas de la región de La Paz, a la que pertenecen los municipios incluidos en el proyecto, según datos del Ministerio de Medio Ambiente y Agua de Bolivia y de la UE.

En Perú, en el 2016 se declaró emergencia por déficit de agua para la agricultura en ocho regiones del país, con Puno entre las más afectadas.

El proyecto pretende incrementar la capacidad de prevención y respuesta frente a la sequía en un contexto de cambio climático, tanto entre los gobiernos nacional y local como entre actores sociales y las poblaciones de territorios beneficiarios en el campo del altiplano en ambos países.

Leer comentarios ( )