Módulos Temas Día

Amazon evita tomar partido en debate de control de armas de Asociación Nacional del Rifle

Aunque no vende armas ni municiones, Amazon parece estar siendo el blanco principal.

NRA

NRA

El problema es NRA TV, un canal en línea gratuito centrado en contenido pro armas.

Los activistas del control de armas están exigiendo al máximo ejecutivo de Amazon.com Inc., Jeff Bezos, que haga algo que ha evitado cuidadosamente: tomar partido en un candente debate político.

El minorista en línea, junto con Apple Inc., Roku Inc. y otros servicios de streaming de video, enfrenta la presión de clientes que protestan por cualquier relación corporativa con la Asociación Nacional del Rifle (NRA, por sus siglas en inglés) después de un tiroteo en una escuela de Florida en que murieron 17 personas.

Aunque no vende armas ni municiones, Amazon parece estar siendo el blanco principal. Consumidores enojados comenzaron a usar el hashtag #StopNRAmazon en Twitter, que apareció la semana pasada con clientes que amenazaban con cancelar sus suscripciones Prime de US$ 99 al año.

El problema es NRA TV, un canal en línea gratuito centrado en contenido pro armas, que muchas compañías de tecnología ofrecen a través de sus servicios de streaming y dispositivos junto con opciones más populares como Netflix, ESPN y HBO.

Episodios recientes criticaron al alguacil del condado de Broward Scott Israel por no haber actuado ante las señales de alerta sobre el tirador, según NRA TV. En un segmento, el presentador de televisión de NRA TV Grant Stinchfield grita a la cámara: "No hubo acto de heroísmo cuando estos policías estaban sentados escudándose detrás de una patrulla y los niños recibían disparos".

Ser expulsado de los servicios de streaming y dispositivos, que muchos usuarios móviles usan para ver programas, puede limitar el alcance y la visibilidad del grupo de lobby de armas, aunque NRA TV también está disponible a través del sitio web de la organización.

Las protestas contra Amazon y otras compañías tecnológicas llegaron después de las decisiones de aerolíneas, hoteles, empresas de alquiler de automóviles y otros negocios de cortar lazos con la NRA terminado los descuentos para miembros, y un banco que canceló su tarjeta de crédito con la marca NRA.

FedEx Corp. dijo que continuaría ofreciendo el descuento para los miembros del grupo, a pesar de que la compañía apoya las restricciones a las armas. La NRA no respondió a una solicitud de comentarios.

Los activistas están aprendiendo que cuando sus preocupaciones caen en oídos sordos entre los políticos, las empresas tienen más probabilidades de producir los cambios en el sentimiento público, dijo Ethan Zuckerman, director del Center for Civic Media del Massachusetts Institute of Technology.

"Este es un problema que debería resolverse en nuestra legislatura, pero las personas recurren a las empresas porque parece que nuestros legisladores no pueden hacer nada", dijo. "La gente se siente tan impotente para cambiar las cosas, así es como sienten que pueden generar el cambio. Yo esperaría que veamos mucho más de esto".

Amazon se negó a comentar sobre la campaña actual. En el pasado, la compañía ha tratado de mantenerse neutral, evitando realizar comentarios sobre cuestiones políticas que no están directamente relacionadas con su negocio.

La minorista en línea no reaccionó a los pedidos de retirar la publicidad del sitio de noticias conservador Breitbart, incluso después de que una campaña en Twitter en el 2016 desafió a las empresas cuyos anuncios aparecían en el sitio.

La pregunta para Amazon -que donó US$ 30,000 en tarjetas de regalo para un programa de recompra de armas de Seattle en el 2015 – es si el mismo enfoque funcionará con las armas de fuego, cuando algunos activistas del control de armas están adoptando una actitud de "tú estás con nosotros o contra nosotros” para marginar a la NRA.

Ese enfoque está teniendo cierto éxito. La lista de empresas que han cortado los lazos con la NRA incluye a Delta Air Lines Inc. y Hertz Corp., una señal de que sus ejecutivos ven un mayor riesgo al afiliarse con el grupo que la recompensa que obtienen de ofrecer beneficios a su cerca de 5 millones de miembros.

A medida que más compañías adoptan una posición en temas políticos, se vuelve cada vez más difícil para otras empresas mantenerse al margen, dijo Daniel Korschun, profesor asociado de marketing de la Universidad de Drexel que ha estudiado el activismo político corporativo.

"Para los ejecutivos, esta es la parte que es desgarradora: porque la política está tan polarizada ahora, es muy difícil encontrar ese término medio", dijo Korschun." Los ejecutivos son forzados a elegir un lado u otro y puede ser muy difícil."

Leer comentarios ( )

Ir a portada