Módulos Temas Día

Caída de 'Batman' pone comercio mundial de petróleo en la mira

La investigación es consecuencia del prolongado escándalo de soborno de Lava Jato en Brasil, que hasta ahora ha atrapado a decenas de líderes empresariales locales, incluidos varios ejecutivos de Petrobras y políticos.

petróleo

petróleo

Los fiscales brasileños dijeron que el operador 39 años se encontraba entre un grupo de exempleados de Petrobras acusados de recibir más de US$ 31 millones en sobornos.

Para sus amigos, Rodrigo Berkowitz vivía dentro de sus posibilidades en una casa alquilada en los suburbios de Houston.

El exoperador de petróleo para la productora estatal Petroleo Brasileiro SA compraba ropa en centros comerciales y enviaba a sus dos hijas a una escuela pública. Para un viaje familiar de Navidad a Orlando, su plan era conducir 1,544 kilómetros, porque era una locura gastar en boletos de avión, decía.

Así que se sorprendieron cuando llegó la noticia en diciembre de que la policía federal brasileña había emitido órdenes de arresto para unos 15 exoperadores e intermediarios de petróleo. Si bien algunos de los sospechosos habían surgido en investigaciones anteriores de corrupción en Brasil, esta vez apareció un nuevo nombre: Berkowitz.

Los fiscales brasileños dijeron que el operador 39 años se encontraba entre un grupo de exempleados de Petrobras acusados de recibir más de US$ 31 millones en sobornos de intermediarios vinculados a algunas de las mayores empresas de comercio de productos básicos del mundo: Glencore Plc, Grupo Vitol y Trafigura Ltd., entre el 2011 y 2014. A cambio, las empresas recibieron más contratos a precios reducidos.

Con nombres en clave tomados de la cultura popular, Berkowitz era "Batman", mientras que un exjefe usó "Phil Collins" y otro "Flipper", según muestran los documentos de la corte.

Escándalo Lava Jato
La investigación es consecuencia del prolongado escándalo de soborno de Lava Jato en Brasil, que hasta ahora ha atrapado a decenas de líderes empresariales locales, incluidos varios ejecutivos de Petrobras y políticos, en particular el expresidente Luiz Inacio Lula da Silva.

Ahora, el caso de Berkowitz podría abrir una ventana al opaco mundo del comercio de productos básicos, donde las empresas compran y venden miles de millones de dólares en materias primas y combustibles fósiles, a menudo con poca supervisión regulatoria directa. La policía brasileña está buscando la cooperación de las autoridades de EE.UU., Suiza, Reino Unido, Bahamas y Uruguay, lo que podría exponer a las empresas a un escrutinio generalizado.

Berkowitz está cooperando con las autoridades estadounidenses y podría exponer sus presuntos vínculos ilegales con empresas comerciales, según una persona con conocimiento de las investigaciones, quien pidió no ser identificada porque la información no es pública. Hay evidencia de que estaba realizando actividades ilegales hasta que un juez brasileño emitió una orden de arresto para él a principios de diciembre, asegura la persona.

Entre los funcionarios de Petrobras seleccionados por los fiscales brasileños, Berkowitz fue el único aún empleado cuando surgieron las acusaciones, mientras que otros se han retirado desde que ocurrieron los presuntos delitos.

‘Muy orgulloso’
Los correos electrónicos interceptados por Lava Jato sugieren fuertes vínculos con los ejecutivos de Vitol, asegura Filipe Pace, líder de la investigación.

"Se jacta en sus mensajes de que nadie había podido negociar con Vitol como él lo hizo. Estaba muy orgulloso de lo que estaba haciendo", dice Pace.

El operador, que trabajó para Petrobras durante 17 años, fue despedido el mismo día en que se emitió la orden de arresto, se le prohibió ingresar a la oficina de Petrobras en Houston y sus pertenencias fueron enviadas en una caja a su casa. Ahora es considerado fugitivo por las autoridades brasileñas. Su nombre ha sido colocado en la Lista Roja de Interpol de personas que serán detenidas y extraditadas.

Berkowitz no respondió a las llamadas telefónicas en busca de comentarios. Petrobras dijo que inició una investigación interna el 5 de diciembre, la cual aún está en curso.

Los cargos contra Berkowitz no coinciden con su reputación en el trabajo en Houston. Sus compañeros elogiaron su competencia y sus habilidades organizativas. Lo vieron como un modelo a seguir de cumplimiento ético en una compañía que quedó traumatizada después de que varios antiguos altos ejecutivos fueran enviados a la cárcel desde que comenzó Lava Jato, en el 2014.

Vida normal
Para un fugitivo, Berkowitz parece vivir normalmente, según personas que lo han visto y pidieron no ser identificadas. Dicen que lo han visto comprar alimentos en una tienda de Target Corp., comer en restaurantes y llevar a sus hijos a parques en Texas.

El padre de Berkowitz fue arrestado en Brasil y está acusado de lavar al menos 3.4 millones de reales (US$ 910,000) para su hijo a través de una cuenta en Uruguay. La policía brasileña rastreó registros de las transacciones y correos electrónicos de las negociaciones, que incluyen pagos de cuentas en Suiza a Uruguay.

Leer comentarios ( )