FED vuelve a rebajar sus estímulos pese a turbulencia en emergentes

(Reuters) La Reserva Federal de EE.UU. anunció una nueva reducción de US$ 10,000 millones a su programa mensual de compra de bonos, manteniendo su plan de desactivar el enorme estímulo monetario inyectado a la economía, pese a la reciente turbulencia que estremeció a los mercados emergentes. El presidente de la FED, Ben Bernanke, quien entrega la dirección del banco central estadounidense a la vicepresidenta Janet Yellen, también se despidió de su último encuentro de política monetaria sin cambiar otra promesa de la FED a largo plazo: mantener las tasas de interés en niveles muy bajos por un periodo prolongado. La FED reconoció que "la actividad económica se recuperó en trimestres recientes", en un espaldarazo a la fortaleza de la economía estadounidense que llevó al banco central a decidir el mes pasado comenzar a reducir sus compras de activos."Los índices del mercado laboral han sido dispares, pero en el balance han mostrado una mejoría", dijo el banco central. A partir de febrero, la FED comprará US$ 65,000 millones mensuales, una baja desde los US$ 75,000 millones actuales.La decisión recibió el respaldo unánime de los funcionarios de la FED. Tras el anuncio, el rendimiento de los bonos estadounidenses de referencia a 10 años cayó a 2.68%, su menor nivel desde noviembre, mientras las acciones en Wall Street bajaron y el dólar amplió pérdidas frente al yen hasta mínimos de sesión. Una liquidación de activos en los mercados emergentes en días recientes y decepcionantes datos sobre el empleo estadounidense en diciembre no bloquearon la decisión de los funcionarios de la FED.

OPINIÓNCRISIS EN EMERGENTES NO LLEVÓ A PAUSA EN LA FEDLa Reserva Federal solo tiene un obstáculo muy alto para apretar el botón de pausa y las recientes turbulencias en los mercados no han logrado aún superar ese obstáculo. Al parecer, las cosas tienen que empeorar mucho en los mercados emergentes, en la liquidez y en otros aspectos, para que la entidad pueda poner pausa a su reducción de estímulo monetario ya que, básicamente, no hicieron mención a eso en absoluto. Lo que decidieron es lo mejor en aras de sacar el parche y ver qué pasa. Lo que preocupa al mercado es que se haya mantenido el retiro de estímulo sin prestar atención en absoluto a lo que está pasando en los mercados emergentes. Pero, por supuesto, eso no es verdad y vamos a saber en las minutas dentro de tres semanas si están siguiendo de cerca esto o simplemente no le subieron el nivel de importancia.JOHN CANALLY,LPL FINANCIAL

TAGS RELACIONADOS