Módulos Temas Día

Estos pequeñísimos autos llegan a un mercado que podría no existir

FOTOS | Para aquellos que están de acuerdo con una estética “menos es más”, estos vehículos eléctricos pueden ser un punto alto en el diseño de autos. Vea lo que podría ser su próximo auto.

FOTOS | Comparado con un sedán convencional, a un vehículo Arcimoto le falta una rueda, dos puertas, tres asientos, calefacción, aire acondicionado, un baúl, un motor de combustión y un montón de bolsas de aire y portavasos. Por supuesto, el minimalismo es la razón de crear un vehículo que necesita menos espacio de estacionamiento, requiere carriles de conducción más pequeños y no emite directamente dióxido de carbono.

Para aquellos que están de acuerdo con una estética “menos es más”, este vehículo eléctrico puede ser un punto alto en el diseño de autos. Se convertirá en una profecía del futuro más extraño del transporte urbano o en un carrito de golf de aspecto ridículo y anémico al que se recuerda como una broma.

El máximo ejecutivo de Arcimoto Inc., Mark Frohnmayer, ingeniero que hizo su fortuna en los videojuegos, está apostando a que los autos del mañana no necesariamente se parecerán a los actuales. "Para mí, este es el punto ideal entre la motocicleta y el auto", dijo. "Es perfecto para el 85 por ciento de nuestros viajes diarios: ir a tomar un café, ir a trabajar, ir al gimnasio, lo que sea".

Es posible que usted no desee tener un Arcimoto –Frohnmayer no tiene problema con eso–, pero la idea es que tal vez no lo necesite. El concepto de ser propietario de un vehículo está empezando a parecer pasado de moda a medida que se expanden los servicios de transporte y coches compartidos. Arcimoto y su clase de autos de diseño diferente nos invitan a imaginar que esta tendencia continuará liberando a los conductores de la presión de encontrar un vehículo que pueda hacerlo todo. En cambio, según la teoría, podríamos elegir un automóvil que se ajuste a la misión del día. Y tal vez ese auto solo deba tener el tamaño suficiente para completar un viaje corto.

Un cambio en los patrones de propiedad podría provocar un cambio radical en la evolución de la industria automotriz que abre espacio para bichos extraños como el Arcimoto.

En el caso de los coches pequeños, ya están apareciendo algunos. Una multitud de ingenieros ha lanzado diseños diminutos en otras startups, fabricantes de motocicletas e incluso en equipos especiales de los gigantes automovilísticos Renault SA y Toyota Motor Corp. Actualmente, los conductores estadounidenses son presa de la fiebre de los SUV, pero eso no significa que no habrá una función para estos coches minimalistas.

Por ejemplo, en Marsella, Francia, donde el operador de transporte público Keolis SA administra un sistema que cuesta 50 euros (US$57) al mes y comprende una gama de opciones, desde trenes hasta servicios de transporte y motocicletas compartidas.

En Detroit, May Mobility Inc. transporta trabajadores en vehículos sin conductor para seis personas que llevan a pasajeros por rutas predeterminadas. Zafar Razzacki, titular de productos de la startup, dijo que una cápsula para dos personas podría funcionar incluso mejor en ciertas situaciones, como cruzar un campus universitario o trasladarse a un estacionamiento del aeropuerto.

Existe evidencia convincente de que la era de la propiedad de automóviles, aunque no ha terminado, está disminuyendo constantemente. Goldman Sachs Group Inc. predice que, para 2030, las redes de servicios de transporte y autos compartidos serán un negocio de US$285.000 millones en total. Ese tipo de participación de mercado, a la larga, tiene que afectar la propiedad privada de automóviles.

¿Cómo es conducir un coche minimalista? El Arcimoto llama la atención en Manhattan, famosa por su congestión vehicular, lo que hace que los viajes por las calles en la cápsula equivalgan a una conferencia de prensa a 5 millas por hora (unos 8 kilómetros por hora). Las preguntas aparecen por todos lados. "Usted los estaciona, y ellos se promocionan a sí mismos", dijo Frohnmayer.

Conducir esta cosa es una experiencia vertiginosa. Dos motores eléctricos conectados a las ruedas delanteras tienen suficiente potencia para alcanzar 80 mph. Con su bajo centro de gravedad –común a todos los vehículos impulsados por una batería grande y pesada– el Arcimoto se desplaza sin problemas y puede viajar hasta 130 millas con una sola carga.

El Arcimoto es todavía demasiado ancho para dividir carriles en la mayoría de las calles de Manhattan. Y, lo que es más complicado, los conductores de los Arcimoto necesitarían una licencia para motocicleta en 39 estados, al menos como están las regulaciones ahora.

Su precio de US$ 15,000 no es tan austero como su diseño. Por un monto similar se obtiene una Harley-Davidson de rango medio o un Fiat 500 con una cámara de respaldo y siete bolsas de aire.

Es posible que los conductores japoneses, en particular, encuentren el Arcimoto demasiado caro. Cada año, compran casi 2 millones de autos "kei", que por ley tienen menos de 12 pies (unos 3,6 metros). Estos miniautos están diseñados para los espacios reducidos de Tokio y aun así están repletos de las comodidades de un automóvil tradicional.

Arcimoto tuvo una modesta oferta pública inicial en setiembre de 2017, utilizando las nuevas reglas de la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos establecidas para pequeñas empresas no probadas. Si bien sus acciones se han desplomado, la compañía aún planea enviar la primera de sus máquinas a los compradores a principios del próximo año.

Tags Relacionados:

pequeños autos

autos

lujo

Leer comentarios ( )

Ir a portada