PERFILES

“Las empresas que crecen no son las que limitan sus recursos”

“Las empresas que crecen no son las que limitan sus recursos”
Redacción ContentLab
Lunes 08 de julio del 2019

En el pasado, los gerentes de Finanzas eran los guardianes financieros de la organización, interpretando los datos contables históricos y las proyecciones financieras para ayudar al CEO, a comprender el estado financiero de la compañía. Ahora el responsable de las finanzas, más conocido como el CFO, se enfoca en la administración y minimización de los riesgos. Según el libro blanco de la Federación Internacional de Contadores (IFAC, por sus siglas en inglés) el rol tradicional de CFO ha evolucionado, sumando a sus responsabilidades la toma de decisiones estratégicas en busca de nuevos negocios y oportunidades.

Hoy, Francis Robles, gerente corporativo de Administración y Finanzas de Pamer, es el respaldo de la alta dirección en la gestión de la empresa educativa, que posee colegios y academias pre-universitarias, comunicando el desempeño de la compañía en las reuniones de directorio, compartiendo información sobre los retos y problemas de la empresa con el resto de líderes de la compañía y los accionistas. Por lo tanto, comparte la responsabilidad del éxito o de fracaso de la compañía. ¿Cómo lidia Francis con el estrés? ¿Será que se va a dormir pensando en números? ¿O sigue hablando de las finanzas en la sobremesa?

¿Siempre te imaginaste trabajando en el área de Finanzas?
Sí, desde que hice mi carrera de Economía, siempre me gustó entender cómo funcionan las cosas en temas económicos, a nivel macro y micro económico, y ya para acabar la carrera me enfoqué exclusivamente en temas de finanzas, centrándome en asuntos como tesorería, análisis, inversiones, aportes de capital, entre otros.

¿Por qué se dice que es un área clave?
En principio, porque le debe reportar tanto a la gerencia general como a los accionistas, sobre los resultados de la empresa de manera fidedigna. Es una fuente confiable de los resultados de la compañía. Segundo, a través del área de Finanzas, la gestión de la empresa logra cumplir todos sus objetivos, conservando la disciplina financiera para garantizar la sostenibilidad de la organización. También cumple un rol clave en la responsabilidad los gastos y la capacidad de asumir inversiones.

¿Es el área más ‘tacaña’ de una empresa?
Es verdad que para muchos financistas lo más fácil para cumplir los objetivos es recortar gasto. Pero, en mi caso, no me gusta pensar a corto plazo. Prefiero ir de la mano del área Comercial, pensando en generar oportunidades de negocio. Si conoces cómo trabaja la parte de las ventas de una empresa podrás medir mejor la capacidad de riesgo de la organización. Es mejor trabajar sin recortar gasto, porque al final las empresas que crecen no son las que limitan sus recursos para crecer, sino las que encuentran nuevas oportunidades de negocios.

Qué difícil debe ser invertir en proyectos que no sabes si tendrán retorno.
Eso depende. Para hacer una inversión debes saber si habrá un retorno. Así de simple. Hay dos tipos de gasto en una empresa, los de mantenimiento, para dar el servicio que prometemos; y las inversiones para ampliación del negocio y nuevos ingresos. Para eso hay que medir cómo evolucionan las finanzas, los resultados esperados, confirmar las proyecciones de otras áreas, entre otros. A veces puede pasar que los ingresos esperados después de una inversión se demoran. Allí tienes que pensar en un plan B para minimizar los riesgos, así no alterar el flujo de caja: no puede salir más de lo que entra.

¿Está de moda invertir en tecnología?
Más que invertir por invertir en tecnología, lo que debemos ver es el reemplazo en términos de gastos e inversiones, así como de generación de ahorros y eficiencias. Hace poco en Pamer hicimos una migramos de todos los servicios de telecomunicaciones a un solo operador. Hemos hecho una conversión tecnológica, pasando de temas digitales a analógicos en telefonía e internet, pero con el mismo presupuesto. Otras empresas están reemplazando los servidores por servicios de Cloud Computing, y de esa forma ser más eficientes.

En casa, ¿eres así de programático?
Sí. Mi esposa tiene la misma profesión y trabaja en una empresa ocupando el mismo rol. A veces no llegas a ser tan programático, pero diría que es posible aplicar las mismas herramientas de tu trabajo para temas domésticos.

¿Cómo son las conversaciones de sobre mesa entre dos financistas?
Es gracioso, porque a veces hablamos de temas coyunturales con el ojo de financistas. Hace poco una de nuestras hijas se compró una entrada para un concierto con un año de anticipación. Conversamos con ella sobre qué significa eso en términos contables y financieros. Pero preferiblemente evitamos hablar de trabajo.

¿Alguna de tus hijas siguió sus pasos?
No, de hecho, una estudia Artes Escénicas. Le interesan las finanzas porque nos escucha, le hace sentido y lógica, pero va más por las artes.

¿Y en Finanzas tienes que ser obligatoriamente bueno en números?
Sí, porque cuando ves números y ves dinero debes estar seguro de lo que haces, validar la información, hacer doble check, en tiempo real. Cuando haces proyecciones debes ser muy preciso, sobre todo porque tu responsabilidad es validarlas en otras áreas, para que las proyecciones de potenciales ingresos se cumplan. Siempre hay que ser prudentes, contrastar, revisar si están bien hechas y si tienen coherencia, tanto en lo que sucede en la empresa como en lo que viene para adelante. No solo se trata de dominar las tablas de Excel, debes hacer cálculos matemáticos coherentes.

¿Qué tan estresante es este empleo?
Depende del año, del mes. Hay empresas donde todo evoluciona, hay otras donde todo es calma y nada se mueve. Por suerte me han tocado más de las primeras, porque solo las empresas que están a la caza de nuevas oportunidades de negocio son las que crecen.

¿Haces sumas y restas también en tus ratos libres?
Depende de en qué momento esté la empresa. Pasa que cuando tengo algo importante o urgente, y no he podido resolverlo en la oficina, me quedo pensando en eso. Llego a mi casa o salgo a pasear, y se me viene la solución. Aquí las respuestas no siempre son inmediatas.

¿Qué haces para relajarte?
Hace algún tiempo practico bicicleta de ruta, de carrera, y salgo a la Panamericana con grupo de amigos. Es sano salir de la rutina, plantearte retos, temprano en la mañana, subir algunas cuestas, hacer esfuerzo físico, fortalecer el temperamento. En la ruta tienes dos opciones: o abandonas o sigues adelante. Es un deporte que te reta a ti mismo.

¿Eres de los que se obsesionan con los accesorios?
De a pocos. Empecé con lo básico, ahora tengo algunos accesorios. Diría que tengo lo básico y un poco más. Lo importante es que lo que te compres sea útil.

Si no te dedicaras a las finanzas, ¿qué te gustaría hacer?
Lo he pensado mucho y creo que la docencia. Es una profesión noble, por esa razón también me atrajo venir a Pamer. En algún momento he ejercido la profesión, en sesiones, talleres y programas para adultos, y me gustan los temas de liderazgo, de desarrollo de habilidades gerenciales. Ahora, por el tiempo, no lo hago, pero me gustaría. Si en algún momento dejo de trabajar en Finanzas lo primero que haría es enseñar.

ESPACIO PATROCINADO POR AFP HABITAT