La triple amenaza que afrontan las mujeres en el mercado laboral

Solo una de cada cinco mujeres mantiene conversaciones continuas con su gerente sobre su crecimiento profesional, según informe de Right Management.

Las mujeres en el mundo enfrentan una triple amenaza laboral que son la escasa presencia en industrias en crecimiento, los puestos laborales en riesgo por la automatización y bajos niveles de representación en puestos de alto nivel, advirtió el estudio “Women, we have a problem” (Mujeres, tenemos un problema), elaborado por Right Management.

Añade que en la actualidad existe un gran reto laboral en las empresas del mundo debido a la irrupción de la automatización y digitalización en los procesos técnicos y de gestión al interior de cada organización.

“Esta tendencia influye directamente en el equipo humano que compone cada empresa, sea esta grande, mediana o pequeña”, indicó.

El estudio elaborado por Right Management reúne la opinión de 4,400 empleados y gerentes, incluyendo a 2,200 mujeres en 15 países, y señala que el 42% de las mujeres buscan más conversaciones con sus jefes para saber cómo desarrollar sus habilidades, conscientes de que las nuevas tecnologías en las organizaciones demandarán profesionales mejor preparados.

[Etiqueta]

Al respecto, Silvana Cárdenas, country manager de Right Management, las mujeres se ven afectadas desproporcionadamente por la falta de conversaciones de carrera efectivas con sus gerentes directos.

Explicó que esta situación es perjudicial para las relaciones laborales pues las mujeres tienden a ser más efectivas para hacer networking (establecer redes de contactos) y constructoras de relaciones más talentosas que sus homólogos masculinos.

“Los empleadores se arriesgan a perder al mejor talento a menos de que empiecen a dialogar. Es ahí la oportunidad para los líderes de convertirse en sponsors, que faciliten el apoyo e inclusión consciente y aboguen por las mujeres en el consejo directivo”, comentó.

Datos del estudio también señalan que el 84% de las mujeres no ha podido identificar a un sponsor en su organización y esta es una causa para no progresar.

La diferencia entre los sponsors versus los mentores es que estos últimos son solo evaluadores de ideas y brindan retroalimentación; mientras que los sponsors desarrollan talento, crean una cultura de apoyo e inclusión consciente y decididamente abogan por la promoción de las mujeres en el consejo directivo.

En ese sentido, Cárdena comparte las preguntas a explorar por los empleadores para saber responder a lo que más les importa a las mujeres:

- ¿Quién soy? ¿Cómo encajo? (aclara metas) – ¿Qué se espera de mí? (desarrollar metas SMART) – ¿Cómo serán reconocidos mis talentos y contribuciones? (identificar motivaciones) – ¿Cómo me estoy desempeñando? (observar fortalezas y oportunidades) – ¿Qué sigue para mí? (definir pasos y próximos objetivos) – ¿Qué debería desarrollar y cómo? (desarrollo de habilidades individuales)

Si los líderes emprenden más conversaciones de carrera efectivas, el 82% de las mujeres estarían más comprometidas, el 78% compartirían ideas más libremente y el 75% permanecería con su empleador actual, según el estudio “Women, we have a problem”, de Right Management.

ÚLTIMA HORA ver todas

BLOGS ver todos

Moda Inc.Daniel Trelles

Lif Week Primavera Verano 2018

JuegomaniáticosJuan Pablo Robles

Lanzamiento del Huawei Mate 10 en Alemania

Próspero PerúGladys Triveño

A propósito del sector textil confecciones

El Vino de la Semana

Las Perdices de Luján de Cuyo

Palabra de GestiónJulio Lira Segura

La agenda decisiva

WALL STREET VER TODOS

Será noticia

JOSÉ ANTONIO MONTENEGRO