En la sede del Parlamento Europeo, la canciller del Perú, Ana María Sánchez, y el ministro holandés de Asuntos Exteriores, Bert Koenders, suscribieron el acuerdo de exención de la para los visitantes peruanos.

La exención de visado se aplicará a todos los peruanos para los viajes de turismo, visitas culturales, actividades científicas, visitas familiares o negocios. No regirá, en cambio, para los viajes destinados a ejercer actividades remuneradas.

Será valido para estancias inferiores a 90 días y alcanzará a los 26 de los 28 países de la Unión Europea que forman parte del espacio sin fronteras Schengen, conformado asimismo por Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza.

Irlanda y el Reino Unido no forman parte del espacio Schengen por lo que conservarán su propio régimen de visado.

En la firma participarán el ministro holandés de Asuntos Exteriores, Bert Koenders, cuyo país ocupa la presidencia rotativa de la Unión Europea, el comisario europeo para Asuntos de inmigración, Dimitris Avramopoulos, y la Alta Representante y Vicepresidenta de la Comisión de la Unión Europea, Federica Mogherini.

Mogherini precisó que el acuerdo es resultado de dos años de intenso trabajo, que "valió la pena".

"A partir de mañana, los peruanos podrán viajar a Europa sin necesidad de un visado. Será una señal tangible de nuestra cercanía y de nuestra mutua confianza: compartimos tanta cultura, tantos intereses y valores, y hoy hacemos que la amistad entre nuestra gente sea aún más fácil", dijo.

El acuerdo suscrito con Perú es el segundo de su tipo que la Unión Europea tiene con un país de América latina en pocos meses, ya que anteriormente firmó el acuerdo con Colombia.

"Perú ha invertido grandes esfuerzos para elaborar documentos de viaje biométricos con altos estándares de seguridad. Y sus esfuerzos han dado sus frutos", anotó.

La funcionaria europea detalló que la exención de visados es la culminación de un proceso, en el que las relaciones de la Unión europea y Perú se han ido estrechando cada vez más, y junto al acuerdo comercial que tienen ambas partes, se van a crear nuevas oportunidades para todos.

"Además, facilitará el turismo, el intercambio de estudiantes, así como las actividades empresariales y los contactos a todos los niveles. Esto atraerá más inversiones y fortalecerá nuestras dos economías", subrayó.

Asimismo, indicó que Perú ha vivido un impresionante crecimiento en la última década y a pesar de las turbulencias de los mercados internacionales, el país sigue siendo una de las economías de más rápido crecimiento en su continente.

"Invertir en la educación y en las políticas sociales para reducir las desigualdades, es invertir en el futuro de su país. Por todas estas razones, la Unión Europea apoya su aspiración (del Perú) de convertirse en un miembro de la OCDE y de llevar a cabo reformas institucionales importantes", mencionó.