Módulos Temas Día

Ventas de supermercados crecerían 7% este año en Perú hasta S/ 15,000 millones

Este resultado estaría en línea con el comportamiento del sector comercio, el cual pasaría de crecer 1% en el 2017 a 3% en el 2018, señaló el Scotiabank.

supermercado

Los supermercados harían esfuerzos para elevar la venta de productos de marcas propias, señaló el Scotiabank.

Los supermercados harían esfuerzos para elevar la venta de productos de marcas propias, señaló el Scotiabank.

Difusión

Las ventas de los supermercados bordearían los S/ 15,000 millones (US$ 4,700 millones) lo que representaría un crecimiento en moneda local cercano a 7% respecto al 2017 –la tasa de crecimiento más alta desde el 2014-, proyectó el banco Scotiabank.


Con este resultado, se mantendría el dinamismo del sector dado que la tasa de crecimiento proyectada para este año superaría la tasa de 5% que el Scotiabank estimó para el 2017, indicó en su Reporte Semanal.


Esta evolución estaría sustentada en parte al impulso de la implementación de nuevas tiendas, y la maduración de las tiendas inauguradas durante el periodo 2016 y 2017, tanto en Lima –especialmente con el formato de tiendas de descuento-, como en provincias –en zonas con baja penetración retail-.

ventas de supermercados

Ventas anuales en supermercados con proyección al 2018.

Ventas anuales en supermercados con proyección al 2018 del Scotiabank.

Scotiabank


A ello se sumarían las diversas estrategias de precios –descuentos, promociones y recurrencia de precios bajos- seguida por las cadenas de supermercados, las cuales utilizan diversos medios de comunicación para poder dar a conocer su oferta de productos.


Este resultado estaría en línea con el comportamiento del sector comercio, el cual pasaría de crecer 1% en el 2017 a 3% en el 2018, indicó el analista del Departamento de Estudios Económicos del Scotiabank, Carlos Asmat.


Asimismo, las firmas continuarían impulsando la venta de productos mediante diversos canales de atención –omnicanalidad-, dado que al impulso que se le da a la venta física en tiendas –incursionado inclusive en la modalidad de autoservicio-, se sumaría el impulso que se le da a la venta vía internet –comercio electrónico- con diversas modalidades de compra –recojo en tienda y delivery-.


A ello se sumarían los esfuerzos para elevar la venta de productos de marcas propias –con mejores presentaciones-, en los distintos formatos de tiendas, con la finalidad de mejorar sus márgenes y generar economías de escala, reduciendo el gasto en publicidad al ser marcas vinculadas a las firmas del sector.


En esa línea, las empresas han puesto especial énfasis en la expansión de locales con el formato de tiendas de descuento –en Lima y recientemente en provincias-, los cuales al ser locales de menor tamaño -respecto de un supermercado tradicional-, no requieren de grandes áreas de terreno para su instalación, lo cual reduce el monto de inversión por cada local.


Este nuevo formato, que seguiría una estrategia de precios bajos y con mayor presencia de marcas propias, buscaría elevar la participación del canal moderno, al competir directamente con bodegas y puestos de mercado –incidencia en compras de reposición-, e inclusive con el formato de tiendas de conveniencia –incidencia en compras por impulso, elevando su presencia en zonas urbanas y de alto tránsito, comercializando productos de alta rotación-.

Leer comentarios ( )

Ir a portada