La suspensión se produce a tan solo un año y cuatro meses de su inicio de operaciones, el proyecto tuvo un costo de US$ 1,800 millones.

La Línea 12 del Metro suspendió sus servicios en 11 de las 20 estaciones que actualmente conforma toda la ruta en , el proyecto más reciente del Sistema de Transporte Colectivo (STC), luego que el sistema presentara "fallas" que tenían que ser corregidas a través de un "mantenimiento mayor" de urgencia.

El periódico Reforma señala que 11.000 uniones que fijan los rieles han tenido que ser cambiadas en solo un año de uso.

Según datos del diario El País, esta suspensión afectará aproximadamente a 425,000 personas diariamente. El llegó a límite máximo en el 2013 al trasladar a casi 92 millones de pasajeros.

La Línea 12 del Metro, que inició operaciones en octubre del 2012, fue construida por un consorcio integrado por ICA, Carso Infraestructura y Construcciones (CICSA) una división de Carso, y Alstom Mexicana. "Consideramos que la empresa realizó el proyecto bajo los criterios más estrictos en cuanto a calidad", dijo Roberto Solano, analista de la correduría Monex.

En un comunicado de la se explicó que la obra fue ejecutada bajo las especificaciones solicitadas por el cliente y que el contrato no incluía el suministro de los trenes, los cuales fueron posteriormente adjudicados por el gobierno a la empresa Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles (CAF).

Tiempo de recorridoEl estaba diseñado para que los coches circularan a 80 kilómetros por hora. Actualmente lo hacen a 35 kilómetros en los tramos aquejados por las fallas. Esto eleva el tiempo de recorrido a más del doble del que estaba planeado.