A pesar que el Perú posee una productividad primaria de las más altas del mundo en sus mares y nuestra es el recurso de mayores volúmenes de desembarques en el planeta, se da el contraste de tener cifras desalentadoras de desnutrición crónica infantil en un 14% y de anemia crónica infantil que supera el 34%", comentó el presidente del Comité de Pesca y Acuicultura de la (SNI), Alfonso Miranda Eyzaguirre.

Ante ese panorama, solicitó a los candidatos presidenciales, que si resultan ganadores en las urnas, encabecen una gran campaña nacional a fin de desterrar por completo estos dos males para 2021, año en que el Perú cumpla su Bicentenario de Independencia.

"Es una propuesta hacia el Bicentenario para que el Presidente de La República lidere una cruzada y que en el año 2021 se tenga cero en desnutrición infantil y cero anemia infantil a partir del consumo de los productos de la pesca, con el apoyo de los ministerios de Salud, de La Mujer, de Educación, Midis, Produce, Gobiernos Regionales y Municipios, entre otros", planteó el empresario pesquero.

Además, subrayó que la referida cruzada implicaría una serie de medidas gubernamentales a fin que la para consumo humano pueda tener acceso a la materia prima como por ejemplo, la extracción de la anchoveta y la pota, entre otros recursos hidrobiológicos.

"Esto significaría diferenciar entre la pesca para consumo humano y la pesca industrial para la elaboración de la harina de pescado. El Perú, en los últimos 15 años, ha desembarcado en promedio, 6.0 millones de toneladas de anchoveta anuales, pero esos volúmenes están restringidos para el consumo humano, debido a que existe un chip en el Estado que nos clasifica como un país anchovetero para harina de pescado y no para consumo humano, a pesar que se han dado normas iguales para ambos", dijó.

Al respecto, Miranda expresó que hay suficientes para que coexista armoniosamente la industria harinera y la de consumo humano.

Asimismo, indicó que el sector privado posee la infraestructura (congelado, conservas y curado) en todo el litoral, pero el problema crucial es la obtención de la materia prima.

"A pesar que el Perú tiene estos grandes desembarques de anchoveta, cuando se ha querido procesar, en una sola planta, 10.0 mil toneladas de anchoveta en un año (para consumo humano) no ha sido posible cumplir por falta de abastecimiento. No se tiene acceso a la materia prima, no se puede hacer pesquería sin embarcaciones", sostuvó.

Finalmente señaló que si se dan las políticas públicas en pro de la pesca para consumo humano, al final del siguiente gobierno se emplearían directamente en el sector más de 500 mil peruanos y se exportarían 3,000 millones en productos no tradicionales de la pesca.