Los jóvenes peruanos, expertos en el uso de herramientas informáticas, están enfocándose en solucionar los problemas que afectan la vida en sociedad, así como las necesidades de los productores, especialmente rurales, a través de pequeños negocios (start ups) tecnológicos que ayuden a potenciar , informó Sierra Exportadora.

En este sentido, Sierra Exportadora organizó junto a la Cámara Peruana de Comercio Electrónico el taller "Startup Weekend Ebusiness", que reunió a decenas de jóvenes creativos, con perfil técnico y ánimo de crear negocios.

"Las start ups son negocios de arranque que usan la tecnología, como plataformas o aplicaciones virtuales, para expandirse globalmente y expandir a la vez otros negocios.", señaló el presidente de Sierra Exportadora, Alfonso Velásquez.

Agregó que su aporte podría triplicar en un año las ganancias de los productores, si se considera, por ejemplo, que entre el 2013 y el 2014 las ventas en el Perú, mediante plataformas on line se han incrementado en 250%.

Por ello, Sierra Exportadora busca enlazar las capacidades de los jóvenes emprendedores a las de los productores rurales, dos sectores aún emergentes en el mundo de los negocios y que pueden complementarse para su desarrollo, anotó.

El taller contó con mentores y coaches nacionales e internacionales, líderes del comercio electrónico y la innovación, quienes forman parte del programa global Dojo Startup, cuyo formato tiene como referencia a las aceleradoras de start up mundialmente reconocidas.

Tal es el caso de las que operan en el entorno de Silicon Valley (Estados Unidos) de donde han surgido start ups como Apple, Google, Facebook, Yahoo, Cisco, Intel o LinkedIn.

La tarea de Sierra Exportadora ahora es generar el vínculo entre los creadores de estas propuestas y las asociaciones de productores o empresas que asesora en el ámbito nacional, para así cerrar el círculo que beneficie tanto a los jóvenes emprendedores como a los productores emergentes.

ProyectosSe plantearon diez ideas orientadas a solucionar diversos problemas sociales y productivos, entre los cuales destacaron los siguientes:

ConectaAgro: Se trata de una plataforma virtual de subasta inversa para productos agrícolas. El servicio simula una licitación en la que los compradores de cualquier parte del mundo publican su requerimiento.

Ante ello, los productores, previamente registrados con base a información de la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat), presentan su propuesta económica, considerando que se trata de ventas fijas.

Sus creadores han calculado que, con el apoyo de Sierra Exportadora, este proyecto puede cerrar el 2016 con alrededor de 200 mil usuarios.

Aquí GPS: Es un sistema que busca dar seguridad al transporte de productos del campo a la ciudad y de la ciudad al puerto, a través de un dispositivo que se instala en los vehículos, el cual se conecta a una aplicación para teléfonos móviles que desde cualquier lugar del mundo reportaría incidentes y a la vez bloquearía la marcha de los vehículos.

Se ha considerado también su funcionamiento en camiones frigoríficos al configurarse sensores que harían seguimiento a la temperatura de estos vehículos.

Kuchara: Se ha proyectado como una aplicación que conecte a habitantes urbanos que busquen alimentos de calidad y a bajos costos, con agricultores de los alrededores de las ciudades que produzcan estos alimentos, generalmente orgánicos o hidropónicos.

El servicio se complementaría con un reparto a domicilio, según el requerimiento hecho en la aplicación.

Talent: Es un proyecto orientado a mejorar la capacidad y oportunidad laboral de los jóvenes, a través de una plataforma que, basada en métodos científicos, educativos y lúdicos, oriente a los adolescentes y jóvenes a escoger una carrera profesional o técnica acorde a su talento y oportunidades de empleo en su medio.

Pensando en los estudiantes de lugares emergentes, sus creadores han consideran que esta plataforma debe ser gratuita para los estudiantes y su costo cubierto por las instituciones educativas.

Up: Este proyecto se plantea como una aplicación para aparatos móviles, y tiene como objetivo disminuir el congestionamiento vehicular en las ciudades, a través de la conexión por rutas de usuarios de taxis con conductores de confianza que les lleve a su destino de manera organizada, sin tener que usar un servicio por persona. El usuario se beneficia de un servicio seguro y a menor costo.