El crecimiento económico crea sus propios problemas y uno de ellos es la conflictividad en torno a la minería. En este contexto, el Perú debe saber afrontarlos, trabajando conjuntamente el Gobierno y las compañías mineras, recomendó , profesor de Finanzas de la Universidad de Chicago.

"El crecimiento mismo crea sus propios problemas, algunos de ellos es porque la ciudad es más sofisticada afirmó . Ahí está el caso de lá minería, quiere más controles sobre el ambiente y eso genera que los proyectos se retrasen".

"Eso es una consecuencia del crecimiento económico, y las corporaciones mineras junto con el Gobierno deben mejorarlo", agregó.

Asimismo, explicó que el Perú es un país dependiente de los comodities mineros, de modo que su objetivo es la diversificación de su actividad económica.

"El Perú tiene que alejarse de los commodities, eso significa tener más capital humano. Principalmente se debe beneficiar a las ciudades alejadas del crecimiento, ser más inclusivo. Eso ayudará a una estabilidad social y un crecimiento sostenible al largo plazo", recomendó.