Módulos Temas Día

Puno registró la tasa más alta de anemia infantil en el 2017

El INEI informó que las tasas más altas de desnutrición crónica en la población menor de cinco años de edad se reportaron en Huancavelica, Cajamarca, Loreto, Pasco, Apurímac y Ayacucho.

Anemia

(Foto: USI)

(Foto: USI)

(Foto: USI)

En el año 2017, la desnutrición crónica afectó al 12.9% de las niñas y niños menores de cinco años de edad, cifra que disminuyó en el último año en 0.2 punto porcentual y en los últimos cinco años disminuyó en 5.2 puntos porcentuales; informó el jefe del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI ) Francisco Costa Aponte al presentar los resultados de la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar-ENDES.

Precisó que la prevalencia de desnutrición crónica, según el estándar de la Organización Mundial de la Salud es mayor en el área rural (25.3%) que en el área urbana (8.2%). Asimismo, dio a conocer que el mayor índice de desnutrición se reportó en las niñas y niños con madres sin educación o con estudios de primaria (27.6%) y en la población infantil menor de tres años de edad (13.6%).

Las tasas más altas de desnutrición crónica en la población menor de cinco años de edad se reportaron en Huancavelica (31.2%), Cajamarca (26.6%), Loreto (23.8%), Pasco (22.8%), Apurímac (20.9%) y Ayacucho (20%).

En el año 2017, la prevalencia de la anemia en niñas y niños de 6 a 35 meses de edad fue 43.6% y en los últimos cinco años disminuyó en 0.9 punto porcentual. Cabe indicar que la anemia consiste en una baja concentración de hemoglobina en la sangre que afecta el desarrollo de la niña o niño.

Según tipo, la anemia leve se incrementó en los últimos cinco años de 25.4% a 27.8%, la anemia moderada disminuyó de 18.5% a 15.5% y la anemia severa no mostró variación respecto al año 2016 (0.4%).

El porcentaje de anemia en niñas y niños de 6 a 35 meses de edad en el área rural fue 53.3% y en el área urbana 40%. Además, la anemia afectó a más de la mitad de niñas y niños del quintil inferior (55.3%), así como a niñas y niños cuyas madres no tenían nivel de educación o solo contaban con estudios de primaria (52.5%).

Departamento de Puno registró la tasa más alta de anemia
La prevalencia de anemia en niñas y niños de 6 a 35 meses en el año 2017 fue más alta en Puno (75.9%), seguida de Loreto (61.5%) y Ucayali (59.1%.) Por el contrario, disminuyó en la Provincia Constitucional del Callao (32.4%), Provincia de Lima (33.3%) y Arequipa (34.2%).

Según la encuesta, en el año 2017, el 30.7% de niños y niñas de 6 a 35 meses de edad consumieron suplemento de hierro, cifra que significó un aumento de 1.5 puntos porcentuales, respecto al año 2016 y; en los últimos cinco años aumentó 11,1 puntos porcentuales. Según forma de presentación, los micronutrientes registraron los mayores porcentajes de consumo (22.8%).

El mayor consumo de suplemento de hierro se ubicó en Apurímac (47.2%), seguido de Huancavelica (42.9%) y Tumbes (40.1%). En cambio, menores porcentajes se registraron en Lambayeque (21.6%), Provincia Constitucional del Callao (23%) y Ucayali (23.8%).

El año pasado, la cobertura de vacunas básicas completas alcanzó el 78.9% de la población de menores de 12 meses de edad y aumentó en 4.9 puntos porcentuales, al compararlo con el año 2016. Asimismo, entre los últimos cinco años se incrementó en 2.1 puntos porcentuales.

Las vacunas básicas completas que deben recibir los niños y niñas durante su primer año de vida comprenden: 1 dosis de BCG, 3 dosis de Pentavalente y 3 dosis contra la Poliomielitis.

En el año 2017, el 75.4% de las mujeres de 15 a 49 años de edad actualmente unidas (casadas o convivientes) usaron algún método de planificación familiar. Así, el 54,5% emplearon los métodos modernos registrándose un aumento de 2.7 puntos porcentuales en los últimos cinco años.

Los métodos de planificación más usados fueron la inyección (33.9%) y el condón masculino (26.8%); mientras que el 20.9% usaron métodos tradicionales.

En el periodo 2016-2017, el INEI informó que las mujeres de 15 a 49 años tuvieron en promedio 2.4 hijos. En el área rural, el referido promedio es mayor (3.2 hijos) que en el área urbana (2.2). Cabe indicar que la Tasa Global de Fecundidad es el promedio de hijos nacidos vivos que tienen las mujeres durante toda su vida reproductiva.

En el año 2017, el 13.4% de las adolescentes de 15 a 19 años de edad estuvieron alguna vez embarazadas, de las cuales 10.6% ya son madres y 2.9% estaban embarazadas por primera vez. Según área de residencia, en el área rural se presentó un mayor porcentaje de adolescentes alguna vez embarazadas (23.2%) en comparación con el área urbana (10.7%).

El INEI informó que el 88.9% de gestantes de 15 a 49 años de edad recibieron seis y más controles de atención prenatal. Este indicador se incrementó en 4.4 puntos porcentuales en los últimos cinco años. En el último año, se presentaron los porcentajes más altos en Loreto (76.9%) y Ucayali (79.8%).

Asimismo, los resultados de la ENDES-2017 revelaron que el parto institucional o parto ocurrido en un establecimiento de salud (público o privado) y atendido por personal de salud calificado (médico, obstetra o enfermera), aumentó en 1,1 puntos porcentuales en el último año (de 91.9% a 93%) y en 7 puntos porcentuales en los últimos cinco años. No obstante, se observaron porcentajes inferiores al 90,0% de partos institucionales en Loreto (66.6%), Amazonas (78.4%), Ucayali (79.9%), Cajamarca (82.7%), La Libertad (87.2%) y Puno (89.1%).

Leer comentarios ( )

Ir a portada