Maximixe prevé que al cierre del 2015 la producción peruana de productos pesqueros congelados crecerá 4.1% hasta alcanzar las 366,800 toneladas métricas ™.

Este resultado se deberá a los mayores desembarques de perico, caballa, bonito y merluza, a raíz de una subida en la temperatura del mar en la zona norte por las corrientes cálidas ocasionadas por el Fenómeno de El Niño, propiciando una mayor cuota de éstas especies.

No obstante, dicho avance representaría un menor ritmo de incremento de la producción con respecto al 2014 (7.2% de crecimiento) como consecuencia de: (i) los menores desembarques de jurel y (ii) una ligera disminución en la demanda externa de productos pesqueros, debido a menores pedidos desde Asia y Europa, por efectos de la desaceleración económica.

En tanto, se prevé que las exportaciones avancen 2.7% en el 2015, alcanzando US$ 742 millones, como resultado de las mayores ventas al exterior de (3.1% de crecimiento) y de crustáceos y moluscos congelados (1.3% de crec.).

Este incremento sería consecuencia de los mayores precios de exportación de las principales especies comercializadas y a los mayores desembarques de perico, caballa y calamar.

Sin embargo, este avance representa una desaceleración respecto al crecimiento del 2014 (5.5% de crecimiento), como resultado de: (i) la desaceleración económica de algunos socios comerciales y (ii) mayores exigencias de las aduanas.

En los primeros nueve meses del 2014, las exportaciones totales de productos pesqueros congelados alcanzaron US$ 553.8 millones, traduciéndose en un crecimiento interanual de 9.4%, sustentado en los avances de las distintas especies comercializadas.

La principal especie exportada fue la pota con una participación de 31% y un crecimiento de 8.8% beneficiado por un aumento en su precio de exportación. Le siguió el langostino con 23.5% de participación y 50.4% de crecimiento.