Lisboa (Reuters).- El redujo el déficit estructural del sector estatal un 39% en el periodo enero-julio respecto al año anterior, según datos del Ministerio de Finanzas, pero los ingresos impositivos cayeron y eso dificultaría que el país pueda cumplir sus metas fiscales del 2012.

El Ministerio de Finanzas dijo el jueves que los ingresos impositivos cayeron un 3.5%, a 17,780 millones de euros en los primeros siete meses del año.

Portugal elevó los impuestos y rebajó salarios en el sector público como parte de las condiciones de austeridad impuestas por el rescate financiero que recibió de la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional.

Sin embargo, el déficit del sector estatal cayó a 3,980 millones de euros pues los ingresos totales aumentaron un 11.4% a 23,170 millones de euros gracias a la transferencia de fondos de pensión bancarios a las arcas estatales que ya habían ayudado al país a cumplir su el año pasado.

"No podemos esperar la recuperación de todos los ingresos impositivos que perdimos, aunque alguna parte de ellos puede ser compensada con ahorros en el gasto (…) Continuando con lo que habíamos planeado, llegar a fin de año con un déficit del 4.5% se está haciendo más difícil", dijo un portavoz del ministerio.

El reconocimiento llega poco antes de una visita de inspección la próxima semana que harán quienes prestaron dinero a Portugal, que hasta ahora han alabado al país por seguir de cerca su receta de austeridad. Portugal recibió un rescate de parte de la UE y el FMI de 78,000 millones de euros.