El presidente Ollanta Humala participó esta mañana en el inicio de operaciones de la planta de tratamiento de Aguas Residuales () Taboada, en el Callao, a pesar de que se había anunciado que el 18 de diciembre de 2012 entraba en funcionamiento.

La planta procesa el 16% de los desagües de Lima y Callao, a una capacidad de siete metros cúbicos por segundo.

El mandatario señaló que esta obra, que demanda una inversión de S/.400 millones, funcionará al 100% en julio próximo (a 14 m3/s). Destacó que 27 distritos de Lima serán beneficiados.

"Estamos hablando de un paso importante en lo es el respeto al medio ambiente, a nosotros mismos, porque somos un país con un litoral que se extiende a más de 3 mil kilómetros y tenemos que darle un respeto a nuestras familias, a nuestros pescadores y porque gran parte de nuestra nutrición proviene del mar", indicó.