Si Perú clasifica a Rusia 2018 se abre posibilidad para mayor consumo

Para Hernán Chaparro, de GfK, el Gobierno también podría aprovechar el entusiasmo de la población para mejorar su relación con el Congreso, lo que permitiría una mejor gobernabilidad.

Tras el empate cero a cero contra Argentina, la selección peruana de fútbol está cerca de clasificar al Mundial de Rusia 2018 y, si lo logra, no solo será un resultado positivo para el deporte, sino también para la economía, especialmente para el consumo privado.

Este es un indicador clave en la economía que desaceleró su crecimiento en los últimos años, a tasas menores a 4%.

La última vez que el consumo privado logró este crecimiento fue en el tercer trimestre del 2014. A partir de allí, se han registrado 12 trimestres consecutivos de crecimiento menor a 4%.

Este año, tanto en el primer y segundo trimestre, la expansión fue de solo 2.2% en cada uno de estos periodos.

El Banco Central de Reserva (BCR) estima que este año el consumo crecerá 2.6% y que en el 2018 se aceleraría a 3.3%. La clasificación al Mundial de Fútbol podría mejorar esta expectativa.

"Se van a crear héroes y personajes de jugadores que pueden ser influenciadores para cada tipor de producto. Genera una serie de oportunidades", afirmó a Gestión el gerente general de GfK, Hernán Chaparro.

Por lo pronto, el último sondeo de Pulso Perú revela que el 68% de los peruanos confía en que la selección sí clasificará a Rusia 2018.

Para Chaparro, no es solo cuestión de confianza, sino que para hacer posible este dinamismo del consumo será clave la participación de la oferta privada para aprovechar estas oportunidades, vía promociones o publicidad dirigida a sectores específicos. Estos sectores están vinculados al sector de bienes duraderos, como la compra de televisores o de alimentos como snacks, bebidas, cereales, entre otros.

Opción para el GobiernoLa mejora del ánimo de los peruanos también podría ser aprovechado por el Gobierno para mejorar las relaciones que tiene con el Congreso de la República y lograr una mayor gobernabilidad.

"Se generaría un cierto clima que ayudaría a distender el ánimo. Se podría destacar, por ejemplo, que el trabajo en equipo es importante, en un momento en que estamos tan polarizados y hay tanta dificultad para llegar a acuerdos y consensos", precisó Chaparro.

Expectativas en la mira Para Chaparro, el hecho de que la selección clasifique al Mundial de Rusia del próximo año, si bien mejoraría el ánimo de los peruanos, no tendría mucho impacto en la confianza del consumidor sobre la economía.

Esto porque el indicador de confianza al consumidor tiene una variable más personal ligada a que las personas tengan alternativas económicas para lograr sus objetivos personales y familiares. "Allí no creo que influya", dijo.

Algo más optimista es el economista Carlos Anderson, quien considera que el optimismo de los peruanos, si se logra clasificar, sí influirá en el resultado económico.

"Hay mucho en juego y no sería un tema de corto plazo la expectativa y emoción durará hasta junio del próximo año. El 2018 va a ser un buen año para la economía", dijo.

Leer comentarios ( )

Fotogalerías