Módulos Temas Día

Ollanta Humala no concretaría el gasoducto ni la petroquímica del sur

“El proyecto jamás llegará al 2016”, dijo un funcionario de alto rango del Gobierno. Analistas prevén que estaría en el 2018. “No basta hablar. Tienes que hacer”, dijo el director de Braskem, firma que planea contruir la petroquímica.

notitle

Lima (Reuters).- Ollanta Humala quiere pasar a la historia como el presidente que concrete el Gasoducto Sur Peruano y el polo petroquímico del sur por un total de 11,500 millones de dólares, a fin de garantizar el vigoroso crecimiento económico de Perú.

Pero es cada vez más probable que deje el poder en el 2016 sin haber cortado la cinta del anhelado plan que ya tropezó con demoras en su licitación, con temores de suministro de gas y hasta con la amenaza terrorista de Sendero Luminoso.

"El proyecto jamás va a llegar para el 2016. No hay forma de que llegue", dijo a Reuters un funcionario de alto rango del Gobierno con amplio conocimiento del sector y que pidió no ser identificado porque no está autorizado a hablar sobre el asunto.

"Cualquiera de estas cosas toma cinco años en desarrollarse", enfatizó.

La licitación del Gasoducto Sur Peruano, de unos 4,000 millones de dólares, proyectado desde los yacimientos de los Andes hasta la sureña región de Moquegua en el Pacífico, será recién adjudicada a fines de este año o el próximo.

Y la empresa brasileña Braskem, que planifica desde hace un par de años la construcción de una petroquímica de 3,500 millones de dólares, todavía no sabe exactamente dónde levantaría la planta.

"Hay que tener ganas", dijo a Reuters el director de Braskem para Sudamérica, Sergio Thiesen. "No basta hablar, tienes que hacer", acotó.

"Perú tiene una oportunidad única: está situado en un centro consumidor y tiene materia prima", añadió el ejecutivo de la empresa que proyecta construir una planta de 1,2 millones de toneladas anuales de polietileno para abastecer no sólo a Perú sino también a Chile y a Colombia.

Más dudasHumala tiene aún tres años para sacar adelante su ambicioso proyecto. Sin embargo, expertos del sector advierten que difícilmente el ducto será construido en ese plazo y estiman que la primera petroquímica estaría lista recién en el 2018.

Encima, hay cierta confusión sobre la fecha de la licitación del gasoducto. El jefe de Proinversión, a cargo del proceso, dijo recientemente que el concurso será realizado en el 2014. Odebrecht aparece nuevamente entre los favoritos, dijeron fuentes del Gobierno.

Algunos dicen que el plan ha sido politizado para ganar el apoyo de los votantes en el sur de Perú y tendría en realidad más sentido instalar la planta petroquímica en un polo termoeléctrico que ya existe en el centro de la nación y tiene garantizado el suministro mediante el único gasoducto existente en el país.

"(El Gobierno) lo ha convertido en un tema político", dijo el funcionario de alto rango con conocimiento del proyecto. "No está bien planteado, no es coherente, va a duplicar el gasto", argumentó.

Leer comentarios ( )