El ministro de Agricultura, , descartó que la compra de la deuda a los agricultores cafetaleros, cuyos cultivos se han sido afectados por , sea una medida populista.

"Esta medida no tienen nada de populista. El Estado peruano, cada cierto tiempo, emite una ley, en cualquier gobierno que sea, para asumir las deudas privadas de . Es una costumbre que se ha dado en todos los gobiernos", declaró en RPP Noticias.

Sin paternalismoExplicó que el acuerdo alcanzado con los productores cafetaleros, que en la víspera levantaron la huelga que venían acatando, no pasa por subsidios o del "típico Estado paternalista que viene, compra la deuda y se va".

"Nos han dicho: nosotros lo que queremos es una línea de crédito en condiciones adecuadas que calcen con nuestro perfil de pago, y es lo que hemos hecho a través de un fondo nuestro", aseveró.

Agregó que han dado una tasa de mercado adecuada (de interés de 10%), que podrían atener en el sistema financiero, y "está cubierto porque es una compra de deuda que tiene garantías reales".

Como ejemplo, señaló que el Ministerio de Economía y Finanazas hace lo mismo cuando tiene una deuda cara: "la canjea por una deuda más barata y en un plazo más adecuado que calce con las necesidades".

Von Hesse remarcó que la otra línea de crédito, que también tendrá un plazo de pago de tres años y una tasa de interés de 10%, es para financiar la renovación de plantaciones a futuro. "Para asegurar que el Perú se especialice en el mundo, en un café de alta calidad y orgánico, lo que se denominan: cafés especiales", anotó.