Hoy, el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) aprobó oficialmente la (ENIF), que contempla la participación de otros actores, además de los programas sociales y el como bancos y proveedores de Internet.

"Para que haya , debe de haber conexión a Internet para ampliar los puntos de pago. El trabajo con la banca es para incorporar nuevos puntos de acceso. El , en 1,600 distritos del país, de más de 1,800, puede poner un agente corresponsal. Donde hay Internet, se puede poner un punto de pago", explicó la ministra .

La titular del Ministerio de Inclusión Social () indicó que los , especialmente Juntos y Pensión 65, ayudan a mejorar el acceso al sistema financiero. Los beneficiarios de estos programas se vuelven usuarios de bancos, al tener por primera vez con una cuenta.

"De las madres de 800,000, unas 500,000 ya tienen tarjetas de débito (…) Una cuenta en bancos les permite demostrar que tienen un ingreso permanente y les permite acceso a otros servicios, sobre todo los básicos", explicó la alta funcionaria.

En la Estrategia Nacional de Inclusión Financiera, también se contempla la inserción de la educación financiera en la currícula de las escuelas como una acción de prevención para fomentar el ahorro.