Nueva York (Reuters).- El oro subió el viernes y anotó una avance semanal, debido a que decepcionantes datos comerciales de China sugirieron que las autoridades podrían actuar para apuntalar al alicaído crecimiento económico.

Las preocupaciones sobre el alza en el precio de los alimentos también impulsaron al oro después de que el Gobierno de Estados Unidos dijo que la peor sequía en más de medio siglo afectó las cosechas de maíz y soja en el mayor exportador agrícola del mundo con pérdidas mayores a lo esperado.

El subió un 0.2%, a 1,620.60 dólares la onza, al recuperarse de un mínimo previo de 1,605.20 dólares.

El metal anotó una ganancia semanal del 1% mayormente por las esperanzas de que China adopte medidas de estímulo en base a los débiles datos económicos que se dieron a conocer. Los futuros de oro estadounidenses para diciembre subieron 2.60 dólares, a 1,622.80 dólares la onza.

El lingote subió después de que recientes datos mostraron que las exportaciones de China subieron en julio apenas un 1% respecto al año pasado y que los nuevos préstamos cayeron a mínimos de 10 meses.

El jueves, datos mostraron que la producción fabril de China se desaceleró inesperadamente en julio. La plata subió un 0.1% a 28.12 dólares la onza. El platino cedió un 0.7% a 1,395.64 dólares. El paladio retrocedió 0.1% a 580.22 dólares.