La relativa calma en los mercados internacionales (respecto a los meses previos) hizo que el apetito por instrumentos de economías emergentes continúe recuperándose durante el mes de julio, reportó el Scotiabank.

Además, el exceso de liquidez por políticas monetarias expansivas continúa reforzando la apuesta de los principales fondos por instrumentos de renta fija en Latinoamérica, explicó la analista senior del Departamento de Estudios Económicos del Scotiabank, .

Esta demanda de los inversionistas extranjeros podría continuar a un menor ritmo en las siguientes semanas, aunque existen algunas fuentes de riesgo sobre ello.

En primer lugar, la volatilidad del tipo de cambio, el cual mantiene una fuerte correlación con la demanda offshore por , manifestó en el Reporte Semanal del banco.

Si se produce una depreciación del sol, se generaría un desincentivo de los extranjeros por comprar estos bonos, por lo que es importante tener en cuenta la trayectoria que vaya a tomar el tipo de cambio en las siguientes semanas, agregó.

En segundo lugar, tal como ha ocurrido en todo el año, existe mucha incertidumbre sobre cuándo se ajustarán al alza las tasas de los Bonos del Tesoro.

Con un discurso por parte de la Reserva Federal (FED) sin muchas certezas, los inversionistas extranjeros seguirían aprovechando este contexto de tasas bajas, pero con un fuerte componente de riesgo de corrección en cualquier momento ante un alza eventual en tasas.

Finalmente, la apuesta por instrumentos en soles por parte de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) ha sido una estrategia a lo largo de todo este año, acumulando una compra por cerca de S/. 2,200 millones.

Esta fuente de demanda podría empezar a menguar en las siguientes semanas.

En julioLa mayor calma en los mercados internacionales hizo que los inversionistas extranjeros entraran a la parte larga de la curva (Soberanos 2037) en el mes de julio.

Además, tras la reducción de la tasa de referencia en julio, el flujo offshore en el tramo corto de la curva (especialmente en Soberanos 2017, los extranjeros aumentaron su tenencia de 28% a 42% durante julio).

En total, la tenencia de extranjeros en bonos de tasa fija pasó de 45.4% en junio a 45.9% en julio, ubicándose por quinto mes consecutivo por debajo del 50% al excluir los bonos indexados a la inflación (VAC).

Esto representa un aumento de S/. 296 millones por parte de los no residentes en julio. Sin embargo, esta entrada sólo representa el 35% de la salida de capitales extranjeros registrada en junio.

De todas formas, si se mantiene el escenario actual de relativa calma, la tenencia de extranjeros debería mantenerse alrededor de 45% en las próximas semanas.

La demanda de los extranjeros fue contrarrestada por la oferta de bancos locales. Estos últimos redujeron su tenencia de Soberanos en S/. 709 millones en julio, cifra similar al aumento registrado en junio (ver cuadro), por lo que parte importante de este flujo habría sido transitorio y dirigido a las AFP y los bancos extranjeros.

Por décimo mes consecutivo, las AFP aumentaron su tenencia de bonos soberanos (en S/. 643 millones en julio). Desde el inicio del tapering, los extranjeros han vendido en neto cerca de S/. 3,420 millones en el mercado de bonos soberanos de tasa fija.

Sin embargo, el ritmo de salida de los extranjeros ha caído en los últimos meses, registrando flujos positivos en mayo y junio de este año, comentó O'Diana.