(Reuters).- La producción manufacturera en mostró un débil avance en octubre, mientras que el consumo y la minería del cobre se contrajeron sin dar señales de una esperada reactivación de la economía en la última parte del año, pese a la baja del desempleo.

El estatal Instituto Nacional de Estadísticas (INE) informó hoy que la producción manufacturera anotó un alza interanual del 1.0% en octubre y sumó su segundo mes consecutivo de avance.

"La producción manufacturera (…) deja atrás el alza de 5% que observamos en septiembre. Este registro estuvo incidido de manera negativa por paralizaciones programadas en la industria papelera", dijo Antonio Moncado, analista del banco Bci.

Pese al avance mensual, las manufacturas acumularon una baja del 1.1% entre enero y octubre, en medio del enfriamiento de las inversiones y un complejo escenario externo para las exportaciones industriales.

La producción de cobre, del que Chile es el mayor exportador global, anotó una caída interanual del 2.5% en octubre, debido a un menor procesamiento de mineral.

Junto con la contracción de la minería, el INE dijo que las ventas reales del comercio anotaron una caída interanual del 0.2% en octubre, siendo el segundo retroceso consecutivo y los únicos retrocesos interanuales desde que se mide la serie en el 2009.

"En relación al comercio, se aprecia un deterioro de las ventas reales de retail, mientras que las ventas de supermercados avanzaron un leve 0.6%", dijo la correduría Corpbanca.

DesempleoPese a los débiles datos del comercio minorista, la tasa de desempleo cayó inesperadamente a 6.4% en el trimestre móvil agosto-octubre, en contraste con el alza que esperaba el mercado ante la desaceleración de la actividad económica, dijo el INE.

Aunque la tasa de desempleo es menor, y que se aproximan meses en que aumenta el empleo asalariado por factores estacionales, la mayor participación de empleo por cuenta propia refleja un menor dinamismo del mercado laboral, destacaron analistas.

"El registro entrega cierta pausa en las expectativas de deterioro en el mercado laboral y entrega señales de resiliencia en el número de desocupados respecto a las débiles cifras de actividad registrados en los últimes meses", dijo Felipe Ruiz, economista del banco Bci.

La cifra de desempleo se conoce en medio de la marcada desaceleración que enfrenta la economía y del mayor estímulo monetario que ha entregado el Banco Central en el último año para alentar la deprimida actividad, especialmente de la demanda interna.

En el tercer trimestre, el creció un 0.8% interanual, su menor ritmo de expansión desde el 2009. Sin embargo, autoridades han estimado que la economía repuntaría gradualmente a partir del cuarto trimestre y durante el próximo año.

Con todo, y tras las cifras sectoriales difundidas por el INE, analistas estimaron que la actividad económica cuya cifra oficial se conocerá la próxima semana habría crecido entre un 1.0% y 1.8% en octubre.