Módulos Temas Día

Razones válidas para rechazar una oferta de trabajo

Si luego de un proceso de selección fue elegido para ocupar el puesto pero tiene dudas en aceptarlo, revise estas cinco razones por las que a veces es mejor decir que no.

Entrevista de trabajo

El rechazar o tomar una oferta de trabajo tendrá que ver con la situación particular de cada persona. (Foto: LibreMercado)

El rechazar o tomar una oferta de trabajo tendrá que ver con la situación particular de cada persona. (Foto: LibreMercado)

El rechazar o tomar una oferta de trabajo tendrá que ver con la situación particular de cada persona. (Foto: LibreMercado)

Cuando un profesional es parte de un proceso de selección laboral, debe tener claro que no siempre llegará a la empresa ideal. En ese sentido, es importante analizar las propuestas y ver si estas se adecuan a las necesidades.

Sin embargo, ello dependerá de la situación particular de cada persona. Si lleva mucho tiempo buscando trabajo y le es urgente ser contratado, lo mejor será aceptar la oferta y ver si en el futuro se puede cambiar de empleo.

Pero si está tranquilo, ya sea porque tiene trabajo o porque no es urgente conseguirlo, puede ser más fácil continuar su búsqueda hasta que llegue una oportunidad que considere la mejor.

En ese sentido, Por eso es necesario prestar atención a algunos de las razones válidas por los que se puede rechazar una oferta de empleo.

CUANDO LLEGUE UNA MEJOR PROPUESTA

Usualmente, cuando se busca trabajo, se participa de varios procesos de selección en simultáneo y puede suceder que sea elegido por más de una empresa. Si esto ocurre deberá optar por una y rechazar la otra. En estos casos es recomendable comparar las condiciones, salarios y posibilidades de ascenso que ofrece cada compañía para tomar la decisión correcta.

CUANDO LA PROPUESTA ECONÓMICA NO ES LO ESPERADA

Muchas empresas tienen por costumbre no revelar el salario hasta la última prueba. Si este es el caso y la oferta que proponen no cumple las expectativas, y no existe apuro en comenzar a trabajar, siga buscando hasta que surja algo más acorde a lo que esté planeando.

Por otro lado, si la paga no es adecuada, pero necesita el trabajo con urgencia, es necesario intentar negociar o analizar las posibilidades de crecimiento que se pueden tener antes de rechazar la oferta.

CUANDO LOS VALORES Y LA CULTURA NO COINCIDEN CON LOS SUYOS

Si al momento de postular, siente que los valores o la cultura de la organización están completamente desalineados, aceptar ese trabajo supondría una gran contradicción en su vida. Es mejor no aceptar el trabajo en un ambiente que con el tiempo ocasionará grandes conflictos internos.

CUANDO NO HAY OPORTUNIDADES DE CRECIMIENTO

Si el trabajo no brinda posibilidades de crecimiento o desarrollo profesional y la empresa no garantiza ningún tipo de estabilidad, es mejor pensarlo o decir que no.

CUANDO EXISTEN MALAS REFERENCIAS DE LA EMPRESA

Si la información que pudo recabar antes de la primera entrevista dice que la empresa es un buen lugar para trabajar, pero luego resulta que no era lo que parecía ser, es mejor no seguir adelante y rechazar el trabajo.

Asimismo, si va a buscar referencia de la empresa, búsquelo entre personas objetivas y neutrales que no hayas terminado mal su vínculo con la empresa.

Tags Relacionados:

empresas

oferta laboral

trabajo

Leer comentarios ( )