La pandemia de COVID-19 ha generado un gran golpe para las miles de empresas que han cerrado en los últimos meses, dejando alrededor de unos 2.6 millones de peruanos sin empleo entre el mes de abril y junio, según cifras del INEI.