Módulos Temas Día

Lecciones de la brecha salarial de género de Gran Bretaña

A medida que se fueron conociendo de a poco nuevos resultados, la implacabilidad de la brecha salarial se hizo evidente en el Reino Unido.

Londres

Londres

La encuesta del Gobierno, a primera vista, no hace mucho por ayudar a los inversores a establecer una correlación entre la diversidad de género y el rendimiento. (Foto: Bloomberg)

Triste, deprimente e incluso peor de lo que pensábamos. Los resultados de la primera encuesta obligatoria del Reino Unido sobre la brecha salarial de género ya están disponibles. Pero, ¿qué agregan, aparte de una causa para protestas y vergüenza entre las empresas?

Los primeros informes al menos tenían un valor novedoso, y los primeros en actuar, como EasyJet Plc, tuvieron más tiempo del que querían para explicar en público por qué les pagaban más a los hombres que a las mujeres.

A medida que se fueron conociendo de a poco nuevos resultados, la implacabilidad de la brecha salarial se hizo evidente. Las empresas con grandes disparidades trataron de mitigar con vergüenza el daño diciendo que estaban haciendo todo lo posible para fomentar una cultura de inclusión.

Con el plazo pisándonos los talones, los datos son menos emocionantes cuando se toman en conjunto. La mediana de la brecha salarial de género total parece ser de alrededor del 10%. Eso está muy cerca de lo que ya sabíamos por la Encuesta Anual de Horas y Ganancias de la Oficina Nacional de Estadísticas.

Esta última tiene la sustancial ventaja de proporcionar datos adicionales que muestran cómo el trabajo a tiempo parcial, la edad y la ocupación resultan en un salario más bajo para las mujeres.

La encuesta del Gobierno, a primera vista, no hace mucho por ayudar a los inversores a establecer una correlación entre la diversidad de género y el rendimiento. Por ejemplo, la industria de alimentos: las tiendas de descuento alemanas de rápido crecimiento, Aldi y Lidl, tienen la mediana de la brecha salarial más baja, pero el atribulado rival J Sainsbury Plc no está tan lejos. Tesco Plc tiene una mayor brecha salarial media y, sin embargo, sus acciones superaron las de Sainsbury durante el año pasado.

Los datos del Gobierno son efectivamente vagos. Pero esto no implica que carezcan de nueva información. Por un lado, el desglose de los cuartiles de pago puso de relieve que las mujeres ocupan una mayor proporción de puestos de trabajo peor remunerados en todo el territorio del Reino Unido.

Las sociedades públicas de responsabilidad limitada (Plc, por sus siglas en inglés) aún no alcanzan los niveles más altos.

Esta es una información crucial para una mujer que comienza su carrera. Ahora, hay más transparencia respecto de qué evolución profesional puede esperar. Las personas no eligen trabajar en un punto de datos en una encuesta de la ONS, eligen trabajar en una empresa.

Una mujer recién salida de la universidad con el objetivo de llegar a los principales escalafones de un importante banco de inversión ahora tiene un mejor panorama de cuál es el mejor lugar para que trabajar. Por supuesto, ella sabría, sin necesidad de mirar ningún dato, que será un ascenso difícil solo por el hecho de ser mujer. 

Pero el camino podría ser más abierto en HSBC que en Citigroup. Y cualquier cosa que Citigroup le diga en su entrevista, ella estaría en su derecho de desafiar al banco acerca de cuán comprometido está realmente con las carreras de las mujeres en comparación con HSBC.

El verdadero valor del ejercicio se verá en los próximos años. Es entonces cuando podremos ver la tasa de cambio, y así es como los empleados e inversionistas pueden responsabilizar a las compañías. Es una pena que el Gobierno del Reino Unido no haya pedido a las compañías que proporcionen datos retrospectivos para que todos puedan ver la tendencia. Una demostración de mejora daría mucho más crédito a algunos de los lamentos corporativos que se exhiben ahora.

Por Jennifer Ryan

Esta columna no necesariamente refleja la opinión de Bloomberg LP y sus dueños.

Leer comentarios ( )