Módulos Temas Día

corrupción

Inmunidad, el nuevo incentivo para autorreportar sobornos en Estados Unidos

En Estados Unidos, la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero prohíbe los pagos a funcionarios extranjeros para obtener o retener contratos o acuerdos.

Penas por sobornos.

La política surge de un programa piloto del gobierno de Obama que ofrece penas reducidas por confesiones.

La política surge de un programa piloto del gobierno de Obama que ofrece penas reducidas por confesiones.

La política surge de un programa piloto del gobierno de Obama que ofrece penas reducidas por confesiones.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos está extendiendo un programa del gobierno del presidente Barack Obama que anima a las compañías a admitir sobornos en el extranjero, pero ahora con un nuevo incentivo: delatar los pagos podría resultar no solo en una penalización reducida, sino en algunos casos en ninguna.

Las nuevas directrices fueron anunciadas ayer por el Vicefiscal General Rod Rosenstein en una conferencia en el estado de Maryland sobre la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA, por sus siglas en inglés). La FCPA prohíbe los pagos a funcionarios extranjeros para obtener o retener contratos o acuerdos.

En su discurso, Rosenstein dijo que el sector empresarial estadounidense debería ver a las fuerzas del orden como un aliado. Aunque las compañías que se autodelatan podrían evitar sanciones, sus nombres se harán públicos y tendrán que renunciar a las ganancias obtenidas de esquemas corruptos.

La política surge de un programa piloto del gobierno de Obama que ofrece penas reducidas por confesiones. Ahora se hará permanente. Con el fin de obtener una protección completa contra un enjuiciamiento, las compañías deben cooperar con los fiscales, solucionar el problema y ayudar a los investigadores a encontrar a los responsables de la mala conducta. Las empresas cuyos ejecutivos sean culpables o cuya evidencia apunte a una corrupción descontrolada no recibirán inmunidad.

Incluso si la conducta garantiza la ejecución criminal, esas compañías aún podrían recibir una reducción del 50% en la multa financiera. También podrían evitar la imposición de un monitor corporativo. Las compañías que eligen no denunciar la mala conducta aún pueden recibir algún crédito si luego cooperan con los investigadores.

El propósito de la política es brindar a la comunidad empresarial una mayor certeza sobre qué esperar de los fiscales cuando se encuentren con potenciales sobornos extranjeros dentro de sus empresas.

Orden de Sessions
La nueva política, que se agregará al manual que guía a los fiscales federales a nivel nacional, se presenta seis meses después de que el Fiscal General de EE.UU., Jeff Sessions, ordenó a los fiscales que presenten los cargos más graves y busquen las penas más severas contra delincuentes violentos y delincuentes de drogas. La orden de Sessions también se aplica a los casos de fraude de cuello blanco, incluidos los infractores de la ley contra sobornos.

Desde que se implementó el programa piloto, la unidad FCPA del Departamento de Justicia ha recibido 30 delaciones voluntarias. Durante ese tiempo, los fiscales se negaron a iniciar acciones penales en siete casos de la FCPA, según el sitio web del Departamento de Justicia.

Al menos 18 personas han sido condenadas este año por cargos relacionados con violaciones de la FCPA, incluidos tres que fueron declarados culpables en el juicio.

Este mes, dos exejecutivos de la compañía de servicios petroleros SBM Offshore NV, incluido el expresidente ejecutivo Anthony Mace, se declararon culpables de cargos relacionados con el escándalo de corrupción de Petrobras en Brasil.

Leer comentarios ( )