Módulos Temas Día

escucha activa

¿Cómo gestionar la toma de decisiones? La apuesta por colaboradores más independientes

Los cambios deben realizarse dentro de la organización para que los colaboradores sientan que son tomados en cuenta y que sus ideas son implementadas. Con esto, sostienen los especialistas consultados, los resultados y metas de la empresa serán mayores.

empleo

(Foto: ISTOCK)

(Foto: ISTOCK)

Cada vez menos los ejecutivos gestionan las pequeñas decisiones dentro de la empresa. Estas, por lo general, se ejecutan así a través de distintos niveles que pasan por el jefe directo, líder del departamento, hasta el gerente.

No obstante, según explica el portal Entrepreneur, las personas no desean seguir con la misma forma de trabajo. Esto significa que hay cada vez más un interés por romper con los modelos de trabajo lineales y tradicionales. Pues, ahora, en cambio, los empleados necesitan saber que sus ideas son escuchadas e implementadas para lograr metas grandes.

Parte del éxito

Mónica Berger , gerente de desarrollo de talento de LHH DBM Perú, señala que el ser escuchado es fundamental para la empresa.

“Necesitan sentir que son parte de la organización. Saber que ellos y la empresa comparten el mismo propósito para ser parte del éxito del negocio”. Añade que esta perspectiva motiva a los equipos, con lo cual “permite que estén alineados y los hace mejores al momento de rendir cuentas”.

Tradicional versus actual

Aunque el sistema de trabajo de la vieja escuela (lineal, vertical y con muchos filtros) contaba con algunas ventajas, como impulsar la eficiencia a través del control y la perfección, también involucra efectos adversos, señala Jeffrey Hayzlett, CEO de Hayzlett para el portal. “Dejar el proceso de toma de decisiones a una sola persona puede retrasar los resultados y hacer que todo el proyecto falle”, sostiene.

Esto, prosigue, debe saber manejarse de manera óptima sobre todo cuando se trata de empresas grandes con decenas de áreas y con procesos más complejos.

Beneficios

En sí, las estructuras que cuentan con un liderazgo descentralizado obtienen mayores beneficios en los resultados finales de la empresa. Esta forma de trabajo permite distribuir el poder de decisión a través de los diversos puestos en la compañía, indica Berger.

“Favorece el desarrollo organizativo y la optimización de procesos de toma de decisiones tanto en tiempos como en calidad”, agrega la experta. Esto fomentará que, cuando el líder esté ausente, el resto sea autosuficiente en la toma de decisiones, ya sea en proyectos, formas de trabajo o situaciones de crisis.

Con lo cual, tanto los líderes como los colaboradores serán responsables a la hora de presentar su sentencia. Esto permitirá mayor flexibilidad, capacidad de respuesta y adaptación ante entornos volátiles, inciertos, complejos y ambiguos. Además, con esta metodología se logra conformar equipos de trabajo con mayor compromiso por la organización.

Los Datos

1 Delegar. Los líderes demuestran la confianza que tienen en su equipo al encomendar importantes tareas a realizar.

2 Comunicación. Ayuda a desarrollar laboralmente a los empleados. De esta manera, fomenta el libre flujo de ideas de ida y vuelta,

3 Autosuficiencia. Permite a las empresas tomar decisiones rápidamente ante una situación de crisis por la posible ausencia del jefe.

Leer comentarios ( )