Luis Alegríaluis.alegria@diariogestion.com.pe

La carga impuestos es determinante clave de la informalidad. Así lo señaló el ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, quien en el marco del Perú Summit 2014 organizado por The Economist advirtió que ello podría ser uno de los mayores retos del país.

"No podemos hablar de tener mayor formalidad cuando la carga tributaria que tienen las empresas de menor tamaño es elevada", observó.

En ese sentido, destacó que la calidad de los servicios públicos es fundamental, pues genera una sensación de "retribución" a los contribuyentes, que les da incentivos a pagar sus tributos.

"Si seguimos ofreciendo servicios de mala calidad en educación, en pistas con huecos, etc.; es un disuasivo al pago de impuestos", afirmó.

En ese sentido, Juan Ruiz, economista jefe para América del Sur de BBVA Research, sostuvo que Colombia es un claro ejemplo del efecto positivo de una reforma tributaria sobre la incidencia de la informalidad.

Inversión y gastosDe otro lado, el ministro Castilla habló de la inversión y gastos del Estado. Sobre el primer punto, destacó la necesidad de fomentar la participación del sector privado a través de diversos mecanismos.

Uno de los más importantes son las concesiones y, en cuanto a esto, el funcionario consideró que hay que cambiar el foco: debemos enfocarnos en la ejecución y avance real de las obras; y menos en el hecho de adjudicar obras.

En este punto, Castilla apuntó que hoy dos tercios de la inversión pública son ejecutados por gobiernos regionales y locales, por lo que es imperante construir sus capacidades.

Por el lado del gasto, adelantó que pronto se presentará una reforma de la Ley de Contrataciones del Estado, cuyo legado es la existencia de instancias "medio policiacas que son un desincentivo a la toma de decisiones. Las compras son muy reglamentaristas y un indicio es que todas las instituciones buscan la forma de 'bypassearla'", comentó.

ConsolidaciónUna preocupación adicional del titular del MEF es el hecho de consolidar a la clase media, que ha crecido mucho en la última década. Si bien el consumo per cápita ha crecido más de 50% en ese periodo, la idea señaló Castilla es que las personas que han salido de la pobreza no vuelvan a caer en dicha situación.

En ese sentido, resaltó la importancia de la infraestructura, para mejorar la productividad y, además, facilitar la movilidad social.

Por otra parte, y en aras de lograr hacer sostenible el dinamismo del consumo, señaló que hay que hacer que los ingresos de la población también mejoren.

La manera para lograrlo es invertir en mejorar el capital humano, es decir, servicios de educación, salud y las sinergias en torno a estos sectores.

"Vamos a tener una fuerza laboral más productiva y generar ingresos reales más altos, que darán más dinamismo al consumo", indicó el ministro.

Además, señaló que el presupuesto 2015 ya está en elaboración y se dará más peso a los recursos para la educación. "Invertir en recursos humanos es fundamental para que el crecimiento vaya más allá de los proyectos de infraestructura y mineros", finalizó.