La Sociedad de Comercio Exterior del Perú (ComexPerú) informó hoy que la presencia del fenómeno de es una realidad que cada vez está más cerca y además de buscar medidas que ayuden a mitigar los riesgos se deben buscar alternativas de cultivos, tales como las legumbres.

"Las legumbres, por ejemplo, son una nueva opción, pues mejoran las áreas de cultivo y con la humedad se puede sembrar frijol castilla, frijol de palo, zarandaja y pallar BB", indicó el gremio en base a información proporcionada por Sierra Exportadora.

[ Lea también ]

Indicó que el Perú no está adecuadamente preparado para afrontar los efectos de El Niño, los cuales no solo afectan a la población y la infraestructura en general, sino también al ganado y los cultivos.

"Para afrontar estos últimos casos, no tenemos un plan de prevención efectivo y esto no se debería a la falta de presupuesto, sino más bien a las trabas para ejecutar las medidas", advirtió.

Mencionó que las autoridades ya tienen una idea de las cosechas que serán afectadas por los cambios climáticos y, por ende, es probable que los ingresos provenientes de la agricultura se reduzcan.

"Es por eso que, además de buscar medidas que nos ayuden a mitigar el riesgo, es una buena idea buscar alternativas de cultivo", anotó.

En ese sentido, manifestó que según el Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri), en el Perú, las legumbres han generado ingresos para más de 140,000 familias de agricultores y, en los últimos 15 años, han casi duplicado su producción, al pasar de 145,000 toneladas en 1997 a 275,000 toneladas en 2014, provenientes de 222,000 hectáreas cosechadas.

En el 2014, las exportaciones alcanzaron la cifra récord de US$ 60.7 millones y llegaron a más de 45 mercados alrededor del mundo.

Inclusive mencionó que Shree Singh, profesor de la Universidad de Idaho en Estados Unidos, sostuvo que el consumo de legumbres está incrementándose en muchos países desarrollados, pues ya conocen su riqueza en proteínas, fibras y otros beneficios que traen.

El especialista indicó que el aumento de la producción de legumbres se puede realizar mejorando el manejo agronómico, el desarrollo de nuevas variedades altamente rendidoras con buen aspecto de semilla y buena calidad culinaria, pero con menos dependencia de agua, fertilizantes, pesticidas y mano de obra.

"¿Cuánto dejaría de perder la agricultura en nuestro país si no se hubiese impuesto una moratoria a los organismos vivos modificados (transgénicos)? Son ese tipo de productos los que muy probablemente sean altamente rendidores a pesar de los efectos de El Niño", dijo el gremio.