Módulos Temas Día

Jorge Picón: "Las medidas dictadas por el Ejecutivo no subirán la recaudación”

El abogado tributarista aseguró que los decretos lanzados el fin de semana no tendrán un mayor impacto si no vienen acompañados de acciones de la Sunat, que debe “atacar la informalidad, no ir contra el sector formal”.

Para el abogado tributarista Jorge Picón, el panorama de la recaudación tributaria no es prometedor. "Los decretos publicados el fin de semana no van a tener impacto al menos que vengan acompañados de una acción directa de la Sunat contra la informalidad", aseguró el socio de Picón & Asociados.

En relación a la norma que endurece las penalidades contra el contrabando, el experto señaló que deberá comprometer el trabajo del ente recaudador. Caso contrario, no generará mayores ingresos al fisco.

"Sunat necesita salir a atacar la informalidad, no ir contra el sector formal. Se ha generado una base de competencia desleal y ganan quienes no pagan impuestos.Y son negocios sumamente grandes que se sienten cómodos en su situación actual", manifestó en Canal N.

Impuesto a la RentaEn cuanto al decreto referido al Impuesto a la Renta (IR), explicó que establece ajustes técnicos relacionados a la obligación de presentar comprobantes de pago. En otras palabras, agregó, son precisiones que ya se entendían.

"El problema es la informalidad, por eso el ministro Castilla se equivoca al decir que la elusión es el principal problema en nuestro país. En el mejor de los casos, dos de cada cinco personas que generan riqueza declaran el IR y solo uno paga", indicó.

En lo que va del año –afirmó el experto- la recaudación incrementó por los mayores ingresos de las empresas, además que se han creado mecanismos como las detracciones y las retenciones, mediante los cuales la Sunat ha designado a las grandes corporaciones como pequeñas administraciones tributarias. "Así cualquiera recauda pero no se ataca la informalidad real", agregó.

ConstrucciónSegún Picón, solo una norma publicada por el Ejecutivo puede generar un impacto en la liquidez del fisco, referido al diferimiento de los resultados de las empresas de construcción . Sin embargo, dicha modificación no asegura una recaudación estable.

"Las grandes obras de construcción duran más de doce meses, y las empresas podían postergar el pago de impuestos hasta tres años, considerando que son proyectos riesgosos. Esa norma ha sido derogada y ahora deberán pagar todos los años en diciembre", aseguró

Al respecto, el tributarista consideró que es una norma impertinente en este momento, puesto que no afecta a la pequeña construcción de viviendas u oficinas, sino a los grandes proyectos de carreteras e infraestructura.

Leer comentarios ( )