(Reuters).- El (G8) economías más ricas acordó el sábado pedir a la Agencia Internacional de Energía (AEI) que tome "acciones apropiadas" si se producen nuevas interrupciones en el mercado del petróleo, pero no decidió medidas inmediatas, según el comunicado sobre energía emitido al final de una cumbre.

"Se han producido cada vez más interrupciones en el suministro de crudo al mercado global en los últimos meses, lo que representa un riesgo sustancial al crecimiento de la . En respuesta, los grandes productores elevaron su bombeo mientras buscan contar con una capacidad de exceso prudente", dijo el comunicado.

"Estamos monitoreando de cerca la situación y nos encontramos listos para solicitar a la Agencia Internacional de Energía que tome acciones apropiadas a fin de garantizar que el mercado esté bien abastecido", indicó.

El documento no hizo una mención explícita sobre liberación de reservas estratégicas de crudo, luego de las especulaciones respecto a que Estados Unidos presionaría por esa vía para afrontar los altos precios del petróleo en el mercado mundial.

Sin embargo, sostuvo que el G8 estaba comprometido con mantener los suministros del combustible después de que se implementen en julio las últimas sanciones que afectan a la industria petrolera de Irán y su capacidad de vender crudo a la Unión Europea.

Un funcionario de la Casa Blanca insistió sin embargo, tras la publicación del escrito, que pese a que los precios del crudo habían retrocedido en los últimos meses, éstos aún permanecen altos.