El ánimo del sector empresarial y de los consumidores parece haber cambiado radicalmente con la elección de como nuevo presidente del país y ahora dependerá de las acciones del nuevo Gobierno para mantener ese mejor ánimo.

La última encuesta de expectativas macroeconómicas del (BCR) revela que todos los indicadores de percepción empresarial sobre la actividad mejoraron en julio, en medio de una mayor confianza a las medidas que pueda tomar el flamante presidente.

"Las a tres meses de la demanda por los productos de la empresa subieron a 61 puntos, mientras que el índice de expectativa de contratación de personal y de situación de la empresa a tres meses avanzó a 51 y 61 puntos, respectivamente. Casi todos los sectores indicaron una mayor proporción de respuestas positivas", detalla el ente emisor.

Las expectativas de los empresarios sobre la situación del sector a tres y doce meses fueron de 58 y 71 puntos, respectivamente, los mayores niveles alcanzados en lo que va del año.

[Etiqueta]

La mejora de expectativas económicas, que se vieron fuertemente golpeadas en el último año del Gobierno del presidente Ollanta Humala, es clave porque suele traducirse en mayores flujos de inversión y aumento del empleo.

En cuanto a los indicadores de expectativas de la economía, éstos registraron los niveles más altos desde inicios de 2015. El índice de expectativas de la economía a tres meses se ubicó en 61 puntos, mientras que a un año subió a 75 puntos.

Pero las empresas más optimistas en cuanto a la recuperación de la economía fueron las que se desempeñan en el sector manufactura, construcción, comercio y servicios, todas vinculadas al sector no primario, que en la primera mitad del año mostraron un débil crecimiento.

El índice de expectativas de la situación económica a doce meses, en base a la encuesta de Apoyo, sube a 67 puntos.