Washington (Reuters).- Los funcionarios de la Reserva Federal probablemente no harán cambios a la esta semana debido a que esperan por más evidencias que muestren cuánto afectó a la economía la disputa presupuestaria en Washington. De hecho, podrían abstenerse a actuar por el resto del año.

"Yo diría que enero o marzo en este punto", comentó el economista jefe de Raymond James en San Petersburgo, Florida, Scott Brown, sobre cuándo la Fed podría comenzar a reducir sus estímulos monetarios. "Las posibilidades para diciembre son menores a 50/50", agregó.

Datos económicos divulgados desde el fin de un cierre parcial del han sido sorprendentemente débiles. El crecimiento del empleo se desaceleró en septiembre, un período que precedió la paralización parcial de 16 días del Gobierno, y los planes de inversión de las empresas disminuyeron.

La confianza de los consumidor y de las empresas podrían sufrir un daño duradero después de que los políticos casi llevaron al país a una cesación de pagos al negarse a elevar el límite de endeudamiento de Estados Unidos hasta el último momento, en un acuerdo que sólo pospone la lucha fiscal hasta el próximo año.

Lo que es peor, la paralización interrumpió la recolección de datos en octubre, lo que opaca el panorama para los funcionarios de que buscan señales de fortaleza en la economía.

Además de la incertidumbre económica, las funcionarios podrían estar dubitativos a la hora de hacer un cambio dramático en la política económica debido al próximo cambio de presidente del banco central.

El presidente nominó a Janet Yellen, la actual vicepresidenta de la FED, para reemplazar a Ben Bernanke como máxima autoridad de la FED cuando su mandato termine en enero.

El cambio pendiente en la cúspide de la FED opaca el panorama para cualquier cambio por el momento en su llamada guía futura sobre tasas de interés.

"Es difícil ver una razón convincente para cambiar la política (monetaria) o incluso para hacer cambios importantes en la declaración (de la FED)", comentó el economista jefe para Estados Unidos en Barclays en Nueva York Dean Maki.

El comité de política monetaria del banco central divulgará un comunicado sobre su decisión el miércoles, al finalizar una reunión de dos días a las 1800 GMT).