Módulos Temas Día

Telefónica evalúa quedarse con o2 tras fracasar su venta en Reino Unido

La UE bloqueó este mes la venta de US$ 15,100 millones de O2 por parte de Telefónica a CK Hutchison Holdings Ltd., por miedo a que redujera la competencia e incrementara así los precios.

notitle

(Bloomberg).- Telefónica SA está considerando la idea de quedarse con su división británica O2 en vez de buscar otro comprador, luego de que el plan de venderla a una operadora móvil del Reino Unido fue bloqueado por reguladores de la Unión Europea, dijo una persona al tanto del asunto.

Mientras que la prioridad de Telefónica es reducir el nivel de endeudamiento, la compañía está mejor con O2 en su grupo que sin ella, dijo la persona, que pidió no ser identificada comentando deliberaciones internas de la empresa.

La compañía seguirá buscando formas de recaudar dinero y reducir su deuda, la segunda más alta entre las telefónicas europeas, dijo la persona. Sin embargo, no se refirió a si la compañía seguirá con una venta parcial de acciones de O2 a través de una oferta pública inicial.

La Unión Europea bloqueó este mes la venta de 10,300 millones de libras (US$ 15,100 millones) de O2 por parte de Telefónica a CK Hutchison Holdings Ltd., por miedo a que redujera la competencia e incrementara así los precios.

Telefónica había planeado usar los ingresos para reducir su deuda de 50,200 millones de euros (US$ 56,600 millones) y así mantener su calificación crediticia.

Telefónica dijo que tiene otras opciones para O2, como por ejemplo una oferta de venta pública (OPI) o la venta a otro interesado.

Una OPI permitiría a Telefónica recaudar efectivo y a la vez mantener el control del negocio. Otras formas para recaudar dinero de Telefónica incluyen una OPI planificada de su unidad de infraestructura Telxius.

Un encargado de prensa de Telefónica no quiso emitir declaraciones. Antes de que la UE bloqueara el trato de O2 este mes, el presidente ejecutivo de Telefónica José María Álvarez-Pallete dijo que, si Telefónica se quedaba con O2 y continuaba recibiendo ganancias por la unidad, no sería necesario recaudar tanto como originalmente se pensaba cuando habían accedido a la venta.

El 12 de mayo, Moody's cambió el pronóstico de la deuda de Telefónica de negativo a estable, basándose en expectativas de que la decisión de la UE demore el intento de la compañía de reducir préstamos. Cinco días después, S&P Global Ratings cambió su pronóstico de positivo a estable.

Leer comentarios ( )