Por Stefano De Marzo

Carlos Rotondo es un ambicioso y optimista en cuotas iguales. El gerente general de Tabernero confía en estar listo para competir internacionalmente con los grandes de la industria en el ámbitoregional. "Te diría que los principales competidores son Chile y Argentina", señala Rotondo. "Como productor, el Perú no es tan conocido, pero, cuando los consumidores de otros países ven que producimos vino, les da curiosidad y si les das un buen producto, ahí la cosa camina", añade.

Así, la estrategia de expansión de la bodega nacional pasa por seguir la estela que deja la gastronomía peruana al ingresar en diversos mercados. "Es nuestra mejor carta de presentación", señala Rotondo, quien resalta su experiencia en Chile y EE. UU., sus principales destinos de exportación de pisco . "Desde hace tres años que el Perú exporta más pisco que Chile", afirma el ejecutivo. "Es un buen resultado porque ellos comenzaron antes".

La empresa también prevé ingresar pronto en Brasil, Corea del Sur y Sudáfrica, con lo que continuaría su ritmo de crecimiento de las exportaciones de 50% al año. "Para Sudáfrica, tenemos en experimentación la variedad gamé, que se consume mucho allá. En el 2015, sacaremos los primeros vinos para apuntar a ese mercado", añade.

Localmente, el reto está en aumentar el consumo per cápita de pisco, que, de acuerdo con Rotondo, es de 1,5 litros frente a 22 litros en Chile. Así, la bodega busca aprovechar el aumento del consumo de cócteles de por parte de la población joven ubicando barras propias estratégicamente. "Comenzamos con una en Asia en el 2011 y este verano pusimos otra adicional. Para este año, pensamos poner una en Lima", indica Rotondo. "Estamos estudiando cuáles son las zonas en las que hay mucha rotación", añade.

En cuanto al vino, la sofisticación del consumidor local ha llevado a la empresa a fortalecer su portafolio premium. Así, además de su línea Quinto Roble (un joint venture producido en Mendoza, Argentina), en las próximas semanas comenzará a distribuir su marca de vinos nacionales Vittoria.