Módulos Temas Día

Pilotos señalan problemas de software en otros aviones de Boeing

Los pilotos comerciales que vuelan los modelos de Boeing NG, o "Next Generation", han registrado preocupaciones sobre una variedad de problemas informáticos a través de Aviation Safety Reporting System, una base de datos administrada por la NASA.

Boeing

Boeing

En los últimos tres años, los pilotos en diferentes vuelos informaron una serie de problemas, entre ellos, la pérdida de velocidad en el despegue en algunos casos o la inclinación del avión hacia abajo sin su comando.

En los últimos años, pilotos que vuelan aviones Boeing han informado de problemas de control de vuelo de los que culpan a un mal funcionamiento del software, no de los 737 Max de la compañía, sino de versiones anteriores del avión que aún se encuentran en el aire.

Los pilotos comerciales que vuelan los modelos de Boeing NG, o "Next Generation", han registrado preocupaciones sobre una variedad de problemas informáticos a través de Aviation Safety Reporting System (ASRS), una base de datos administrada por la NASA.

En los últimos tres años, los pilotos en diferentes vuelos informaron una serie de problemas, entre ellos, la pérdida de velocidad en el despegue en algunos casos o la inclinación del avión hacia abajo sin su comando.

A principios de esta semana, la Administración Federal de Aviación reveló que había identificado problemas informáticos adicionales con el Max, además del software antibloqueo conocido como MCAS que se ha relacionado con dos accidentes fatales en los últimos meses. Arreglar el fallo del software recién descubierto podría tomar hasta tres meses, dijeron personas familiarizadas con el asunto el jueves.

El último problema podría producir un descenso en picada no ordenado similar al experimentado con MCAS, según una persona que solicitó el anonimato ya que no está autorizada para hablar con la prensa. Cuando se preguntó a un portavoz de Boeing si ese software está presente en aviones que no sean el Max, dijo que la FAA solo está solicitando una corrección en el Max.

Descenso en picada
En octubre del 2018, un capitán de un avión NG estaba volando en piloto automático cuando el avión de repente giró bruscamente hacia la derecha y luego con más fuerza hacia la izquierda, después de lo cual ganó velocidad y empezó a bajar en picada. Los pilotos lograron controlar el avión, pero informaron al ASRS que "esta es la cuarta vez que se informa de este problema en unos pocos días".

La base de datos administrada por la NASA borra los detalles de identificación de los informes, incluidos los nombres de las aerolíneas, los pilotos y, por lo general, las ubicaciones.

El software representa una proporción cada vez mayor de incidentes en vuelo, y no se limita a los aviones Boeing. La base de datos indica que su rival, Airbus SE, también ha tenido su cuota de problemas informáticos.

Al preguntarle sobre los informes de pilotos de problemas relacionados con el software en los modelos de la próxima generación, un portavoz de Boeing dijo: "[L]a seguridad del 737 NG no está en duda, con sus más de 20 años de servicio y 200 millones de horas de vuelo".

Encajan a la fuerza
Una de las razones por las que los fallos se están multiplicando es que Boeing y Airbus intentan poner sistemas digitales más complicados en diseños más antiguos.

"El 737 es este hermoso avión que es como un viejo Porsche clásico", asegura Vance Hilderman, director ejecutivo de AFuzion Inc., una firma de consultoría de seguridad. El avión aún usa cables e hidráulica para mover las superficies de control, pero Boeing está tratando de usar "este tipo de funciones de Mercedes" para automatizar algunas acciones del piloto, explica.

Hilderman asegura que las evaluaciones de seguridad rigurosas son aún más importantes porque la cantidad de código de software en un avión de pasajeros típico ha crecido 40% en la última década.

En otro incidente del 2018, un piloto de 737-800 informó haber perdido velocidad en el despegue y tener que bajar la nariz para recuperarse, con lo que perdió 400 pies de altitud y recibió una advertencia de "no hundirse" en la cabina.

El capitán culpó al sistema informático del avión, según el informe, argumentando que el software permitió que el avión despegara a pesar del peso potencialmente peligroso y las condiciones climáticas.

Un avión 737-700 volaba a altitud de crucero en abril de 2016 cuando "el avión comenzó a bajar bruscamente", informó el capitán, y "la velocidad comenzó a aumentar rápidamente". Los pilotos recuperaron el control después de desconectar el piloto automático, pero el capitán perdió todos los datos de vuelo antes de que el avión aterrizara.

Un año más tarde, los pilotos intentaban aterrizar un 737-800 cuando el avión ganó velocidad sin ninguna orden de ellos. La tripulación usó los frenos, pero el avión continuó descendiendo a gran velocidad, lo que llevó a un piloto a escribir que el "lanzamiento y la trayectoria del avión parecían erráticos" y "tuvo muchas dificultades".

El piloto agregó: "Estos problemas en el software son motivo de preocupación y necesitan más atención".

Tags Relacionados:

Boeing

aviones comerciales

Leer comentarios ( )