La dinámica de fusiones y adquisiciones que convierte a los inversionistas bursátiles en ganadores y castiga a los tenedores de bonos es bastante típica del mundo empresarial. De hecho, eso es lo que está sucediendo en Colombia. (Foto: iStock)
La dinámica de fusiones y adquisiciones que convierte a los inversionistas bursátiles en ganadores y castiga a los tenedores de bonos es bastante típica del mundo empresarial. De hecho, eso es lo que está sucediendo en Colombia. (Foto: iStock)