(AFP).- El gabinete de auditoría y asesoramiento , encargado de auditar las cuentas de la desde hace más de diez años, dejará de trabajar para la instancia mundial del fútbol, anunció la FIFA.

La FIFA "toma nota de esta decisión de KPMG de poner fin a diez años de colaboración", indicó la FIFA en un comunicado, precisando que acogía "favorablemente este anuncio que le dará la oportunidad de trabajar con un nuevo gabinete auditor que será nombrado con carácter temporal" por el Consejo, en el próximo congreso de la FIFA, en mayo del 2017.

La suiza KPMG confirmó "el final de esta colaboración con efecto inmediato", en un comunicado enviado a la AFP, sin precisar las razones para la rescisión del contrato.

"Según la ley suiza, informamos por carta el 9 de junio al presidente de la FIFA de nuestra decisión de poner fin a esta colaboración, y de las razones que han llevado a KPMG a tomar esta decisión", indicó el gigante europeo de la auditoría, que no hizo públicas las razones de la rescisión de su vinculación con la FIFA.

Gran auditoría.La firma había avisado en setiembre pasado que estaba realizando un examen del trabajo realizado por su delegación suiza, encargada de auditar las cuentas de la FIFA desde 1999.

"Es una decisión tomada por KPMG", añadió una fuente cercana a la FIFA. "Anunciaron su decisión a finales de la semana pasada. Desconocemos el resultado del examen interno que han realizado de su auditoría de la FIFA".

La instancia del fútbol añadió que designaría formalmente un nuevo despacho de auditoría "durante su próximo congreso en mayo del 2017", sin precisar tampoco los motivos de la ruptura con KPMG.

El nuevo presidente de la FIFA, Gianni Infantino, elegido en febrero para suceder al suspendido Sepp Blatter, "inició una gran auditoría de la FIFA", añadió esta en el comunicado.

"A la vista de las serias acusaciones relativas especialmente a las transacciones financieras subrayadas por las autoridades suizas y estadounidenses, es esencial que el funcionamiento financiero de la FIFA sea evaluado externamente y profundamente reformado", indica la FIFA.

La elección de un nuevo auditor "se añade a la nominación de un nuevo director financiero", indica la FIFA.

Un año después de que estallase el escándalo de corrupción que salpicó a los dirigentes del fútbol mundial, la justicia estadounidense comenzó a juzgar a los primeros inculpados, mientras la justicia suiza prosigue su investigación, especialmente centrada en la atribución a Rusia y a Qatar de los Mundiales-2018 y 2022.

TAGS RELACIONADOS