Tener la capacidad de análisis de datos permite a una empresas entender mejor los problemas a los que se enfrenta, y establecer escenarios posibles de acción, de una forma más proactiva que aquellas compañías que no tienen esta capacidad, señaló Argenis Bauza, Socio Regional para Consultoría en Cadena de Suministro, Compras Estratégicas y Aprovisionamiento de KPMG.

"El análisis de datos es una capacidad, es decir, la conjunción de gente, procesos y tecnología, que permite extraer conocimiento y conclusiones a partir de procesar una gran cantidad de datos", explicó.

Pero ¿cómo se realiza un análisis de datos?, pues Bauza detalló que el primer elemento es, por supuesto, contar con datos con cierto grado de "limpieza", ya que lo que sucede normalmente en las compañías es que se cuentan con muchos datos que no han sido catalogados y/u homologados, lo que dificulta su análisis.

"Igualmente, los datos reflejan la disciplina de la empresa en su gestión, por lo que tener una base de datos creíble es muy importante", subrayó.

Agregó que luego, a través de recursos tanto humanos como tecnológicos especializados, se realiza el análisis de los mismos para extraer aprendizajes y patrones de los mismos, y con ello, la empresa puede tomar mejores decisiones.

Para el caso del análisis de los gastos en compras, indicó que es importante que el catálogo de materiales refleje con exactitud las categorías principales que compra la empresa.

"Dentro de este catálogo, existen varios atributos, como el precio de compra, proveedores, etc. que son fundamentales para este análisis. Otro dato importante son los inventarios con los que contamos, así como las necesidades (o demanda) de los mismos", mencionó.

Añadió que con estos datos, a través de métodos de planeación en la cadena de suministro como el MRP (Materials Requirement Planning) se determinan las necesidades de estos materiales.

"Contando con los datos históricos y de requerimientos, los especialistas de categorías pueden conocer a cuánto montan las necesidades de la empresa en un período de tiempo y tiene más fundamentos para realizar un abastecimiento estratégico y por consiguiente, mejores negociaciones, con sus proveedores", indicó.

Bauza manifestó que es importante mantener "los costos controlados", sobre todo en el actual ambiente de negocios altamente competitivo y volátil, por lo tanto, siempre es una prioridad.

"El análisis de datos nos permite identificar con mayor exactitud y precisión las palancas que puedo mover como empresa para reducir los costos. Por ejemplo, puedo realizar un análisis del incremento de una materia prima que está siendo afectada con mayor costo en moneda local por la devaluación de nuestra moneda, y entender mejor que acciones tomo desde el punto de vista estratégico para resolver o mitigar esta situación", dijo.

Asimismo, puntualizó que en prácticamente los sectores influyen más los análisis de datos, desde el comercio minorista hasta en las empresas logísticas.

"Es una capacidad diferenciadora prácticamente en cualquier empresa", anotó.

Finalmente, explicó las metodologías más utilizadas para el análisis de datos están centradas en lo que se denomina Data Analytics, la cual permite descubrir patrones no tan evidentes en una gran cantidad de datos, los cuales se pueden utilizar para tomar mejores decisiones en la compañía.

"De esta forma, las compañías pueden reaccionar mejor ante las situaciones de mercado e internas, pero también pueden ser proactivas para de alguna forma pronosticar y definir mejor las acciones a tomar", afirmó.